El pleno del Ayuntamiento se convierte en un debate sobre los tres años de Gobierno Municipal

Óscar Puente muestra una de las "promesas incumplidas" del alcalde, mientras que Jesús Enríquez se escudó en que el Gobierno Municipal ha cumplido "285 de 384 puntos del programa electoral". JUAN POSTIGO / BORIS GARCÍA

El PSOE, con Óscar Puente al frente, echó en cara varias “promesas electorales incumplidas”, mientras que el PP respondió argumentando que “se han cumplido 285 de los 384 puntos del programa”.

Parecía una simple interpelación del Grupo Socialista en el pleno del mes de junio del Ayuntamiento de Valladolid, pero terminó por convertirse en uno de los temas centrales del debate. Arrancó el presidente Óscar Puente preguntando por un análisis del grado de cumplimiento de compromisos electorales, desde que el PP lograra la mayoría absoluta en las elecciones allá por mayo de 2011.

 

“En cualquier democracia y especialmente en el momento presente, resulta indispensable remarcar la necesidad de dar cumplimiento a los compromisos que desde los partidos políticos se asumen con la ciudadanía”, se exigía desde el PSOE. Y ahí comenzó el revuelo.

 

Puente, bien documentado, había traído al pleno toda una pila de papeles de diferentes periódicos locales en las que se mostraban varias “promesas incumplidas del alcalde y su equipo de Gobierno”, como comenzó explicando el presidente del Grupo Socialista en Valladolid.

 

A partir de ahí se sucedió toda una retahíla de artículos con diferentes declaraciones y promesas del alcalde, “todas ellas sin cumplir o a medias”. “Aquí Javier León de la Riva habla de mejorar el carril bici en la avenida Salamanca, algo que quedó en nada. La creación del Palacio de Congresos, tampoco. El soterramiento de Valladolid, nada”, decía Puente mientras iba pasando las hojas de los diferentes periódicos.

 

Son solo algunos de los temas que nombró el socialista. También salieron a la luz el ensanche de Poniente, convertir el barrio 4 de Marzo en bioclimático, la garantía de crear un centro de mayores con problemas de exclusión, la discoteca para mayores, el Valladolid Arena, la llegada tardía del bonobús sin contacto que en principio iba a estar para 2011, la reestructuración del 29 de octubre, las escaleras mecánicas de Parquesol, un mirador en el inexistente parking de la Antigua... Una larga lista apoyada siempre por su correspondiente folio.

 

“Esto demuestra que el alcalde no cumple. Da igual que hubiera prometido una tercera parte de todo su programa, porque tampoco hubiera podido cumplirlo”, esgrimió Puente.

 

RESPUESTA DEL PP

 

Salió entonces Jesús Enríquez al paso desde la bancada del PP para responder a la oposición. “De las 384 promesas electorales que estaban en nuestro programa municipal, a día de hoy se han cumplido 285”, replicó. “Y en todo caso hay que dejar claro que si no han sido más, es porque según avanza el mandato hay que ir relegando algunos proyectos para cumplir otros que van exigiendo los ciudadanos y las circunstancias”.

 

“Es una pena ver cómo la oposición tiene que recurrir a la demagogia”, siguió Enríquez. “Es evidente que desde el PSOE se pregunta por el balance de estos tres años de Gobierno porque a la oposición se les están haciendo muy largos”.

 

Por supuesto, también había un tercero en discordia. María Sánchez, en representación de Izquierda Unida, acusó al PP de “Gobierno indigno que no se preocupa por la gente”. “Intentan vender el plan anti crisis, pero no invierten en lo verdaderamente importante, las personas. Hay en muchas ocasiones, como con los ancianos que cobran apenas 300 euros de pensión al mes, en las que el Ayuntamiento podría hacer más y no lo hace, eso es de falta de humanidad”.

 

Ante la insistencia, Enríquez acusó a la oposición de “ciega, sorda y muda”. “Ciega y sorda porque se dedica a criticar cosas sin sentido, y muda porque no da nunca ni una alternativa. Solo se dan reproches, ni una sola idea”. El debate quedó ahí. Al tratarse de una simple interpelación del Grupo Socialista, no pasó a mayores. Pero es probable que, después de todo lo que se echaron en cara Gobierno y oposición, más de uno tenga algo que pensar esta noche con la almohada.

Noticias relacionadas