El personal del aeropuerto de Villanubla pendiente de los despidos que aplique Iberia

El personal de tierra de Iberia plantea una huelga intermitente en tres fases.

El anuncio del ERE que ha puesto en marcha la compañía Iberia tiene su repercusión en Valladolid. Las 25 personas que trabajan en la instalación vallisoletana son conscientes de su delicada situación después de conocer las intenciones de la empresa, que ayer anunció el despido de 3.807 trabajadores. Por delante, un mes para la negociación con los sindicatos.

Iberia voló alto al comunicar la apertura de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a 3.807 trabajadores. Es el punto final a una negociación de idas y venidas que comenzó el 9 de noviembre del pasado año, cuando anunió un plan de despidos que afectaría a 4.500 personas.

 

A partir de ahí comenzó el baile de negociaciones, amenaza de huelga incluida para el 17 de diciembre y el acuerdo vigente hasta el 31 de diciembre de 2013 que establecía un plan de jubilaciones directas para mayores de 58 años compensados al 100%. Las seis fuerzas sindicales entendían que el sacrificio en forma de rebaja salarial no iba acompañado en la misma sintonía con la empresa; la representación de los trabajadores pedía entre otras cosas que Iberia no se segregase, que siguiera optando a los concursos y que siguiera volando a esos destinos que consideraban rentables (Cuba, Venezuela, etc.). Además querían que se aprovecharan la sinergias con su matriz de Vueling y que se produjera una sustitución progresiva de la flota hacia una reducción de costes.

 

Sin embargo, el 31 de enero conocieron el rechazo frontal de Iberia a esas propuestas y a las siguientes que se plantearon, ahora sí, con una huelga intermitente ya planteada y el intento de mediación de la ministra de Fomento, Ana Pastor. La conclusión final es que Iberia se mantiene en su postura con este último anuncio que afecta a 3.807 trabajadores. Los sindicatos han convocado concentraciones en todos los aeropuertos para el lunes 18 y, a partir de ahora, se abre un plazo de 30 días para establecer el último acuerdo entre empresa y empleados.

 

El ERE afectará a todo el personal de Iberia, con especial incidencia para el de tierra cuya plantilla abarca el 93%. En el aeropuerto vallisoletano de Villanubla trabajan 25 personas y el estudio inicial de la compañía señalaba que sobraban 8. Si se cumpliera el ERE vigente, de esos ocho, cuatro estarían en el horquilla de los mayores de 58 años que podrían dejar la empresa con las condiciones inicialmente pactadas del 100% de sus salarios. Pero ahora toca esperar aunque fuentes sindicales apuntan que, sin duda, Villanubla sufrirá los efectos de este Expediente.

 

En el resto de la Comunidad también hay angustia. En León trabajan 7 personas; en Salamanca 4 y en Burgos 2, aunque estos con carácter eventual. Todos ellos están pendientes de las consecuencias finales de este plan de despidos anunciado por la empresa. 

Noticias relacionadas