El patrimonio monumental de Madrigal de las Altas Torres sufre un deterioro importante

El portavoz del Grupo Municipal de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) en el Ayuntamiento de Madrigal de las Altas Torres, Germán Negrete, quien hace ya unas semanas advertía sobre el mal estado de la Iglesia de San Nicolás de Bari y lamentaba la pasividad municipal al respecto, ha decidido poner “este, y otros casos”, en conocimiento de la Dirección General de Patrimonio de la Junta de Castilla y León

Según explica Negrete, el notable aumento de palomas en Madrigal de Las Altas Torres está provocando la acumulación de excrementos, ricos en ácidos úricos y fosfóricos que, además de constituir un potencial riesgo para la salud, estimulan la corrosión y degradación de muchos materiales de construcción y están causando terribles destrozos en fachadas, interiores y estructuras de muchos de los monumentos de la villa.

 

Según comenta el edil, UPyD ha advertido del problema al consistorio en reiteradas ocasiones pero, “aunque a raíz de nuestras quejas el Ayuntamiento ha iniciado la limpieza de la Iglesia de San Nicolás –aprovechando a operarios del PER-  ni se está actuando en todos los edificios en los que es necesario ni se han definido medidas para asegurar un correcto mantenimiento periódico de nuestro rico patrimonio monumental”.

 

A fin de documentar sus palabras Negrete ha tomado fotos de las grandes cantidades de palomina que se acumulan en los torreones de la muralla que se mantienen en pie -la Puerta de Arévalo, la Puerta de Medina y la Puerta de Cantalapiedra- y ha puesto en conocimiento del propio Ayuntamiento de Madrigal y de la Dirección General de Patrimonio de la Junta de Castilla y León toda la información gráfica recopilada con el objetivo de que la Junta esté al corriente y defina las medidas oportunas  para subsanar cuanto antes el mal estado actual y establecer un mantenimiento periódico para frenar el deterioro del patrimonio de Madrigal de las Altas Torres, “una localidad con un ilustre pasado histórico reflejado en numerosos monumentos cuya conservación es imprescindible para potenciar el turismo y el desarrollo de un municipio incluido en la ruta de las próximas Edades del Hombre”, concluye el edil.