El parking de El Corte Inglés perderá 90 plazas para agrandar las 705 restantes

Acceso al parking subterráneo de El Corte Inglés, que pronto será reformado. J.Á.G.

Las obras durarán hasta mediados del año que viene y tendrán un coste aproximado de 3’2 millones de euros. Los espacios aumentarán unos veinte centímetros cada uno.

Maniobra, gira el volante. Asoma la cabeza por la ventanilla. No, no entra. Para afuera. Otro giro más. Vuelve a entrar. El aparcamiento en el clásico parking de El Corte Inglés del Paseo Zorrilla de Valladolid, bien lo sabrán los habituales conductores, supone la tortura previa al placer de ir de compras al centro comercial. Pero esto se acabará pronto, en aproximadamente ocho meses, y es que ese es el tiempo que tardará la ampliación de los 705 espacios con los que finalmente quedará el aparcamiento.

 

Así las cosas, el tortuoso lugar reducirá sus plazas de las 795 actuales a las 705 mencionadas, de manera que cada una de estas restantes ganarán aproximadamente unos veinte centímetros de anchura. Espacio que en el centro se califica como más que suficiente para que el hecho de estacionar el coche sea algo bastante más sencillo, una operación que supondrá una inversión de unos 3’2 millones de euros, según fuentes de la propia empresa.

 

Pero hay más. Con el cambio en el subterráneo quedarán finalmente 555 huecos para coches ‘normales’, 150 de los llamados compactos, es decir, de tamaño reducido... y una buena noticia para los moteros, que verán como también se crean hasta ochenta espacios para los vehículos de dos ruedas.

 

¿Pero entonces el aparcamiento de El Corte Inglés estará inutilizado desde el momento en que comiencen las obras? Negativo. La empresa se ha preocupado porque los clientes no salgan perjudicados durante toda esta reforma, de manera que se hará de manera gradual y no estará en ningún momento con las puertas cerradas al público. Solo queda saber el momento exacto en que estas darán el pistoletazo de salida.