El Papa abre un ambulatorio para personas sin hogar en la Plaza de San Pedro

El ambulatorio se sitúa en la columnata de la Plaza de San Pedro

El Papa Francisco, a través del Limosnero Pontificio, ha abierto un ambulatorio para personas sin hogar en la columnata de la Plaza de San Pedro, un nuevo servicio que se suma a las duchas y a la peluquería, puestas en marcha en 2015.

La clínica se ha abierto este lunes y prestará asistencia sanitaria gratuita a las personas que viven en las calles de Roma gracias al trabajo voluntario de médicos especialistas, personal médico de la Santa Sede, de la Universidad de Tor Vergata y de la asociación Medicina Solidaria.

 

Además, en los próximos días, se complementará con un servicio de podología porque, según ha precisado al diario oficial del Vaticano,' L' Osservatore Romano' el Limosnero pontificio, Konrad Krajewski, "los pies son la parte más afectada de las personas que viven en la calle".

 

La nueva iniciativa del Papa se ha inaugurado este lunes porque es el día de la semana en que los 150 beneficiarios de las duchas y la peluquería acuden a cambiar su ropa sucia por otra limpia.

 

El limosnero del Papa explica que la afluencia de personas ha aumentado en los últimos meses. "Estamos preparados para ayudar a todos los que llamen a nuestra puerta. Es Francisco quien quiere que sea así y nosotros nos sentimos motivados para hacerlo", afirma.