El MyWiGo Valladolid ya está en las semifinales del Play Off

Los vallisoletanos se imponen a domicilio al Planasa Navarra (73-74) y obtienen el billete para disputar la semifinal con el ganador de la eliminatoria Breogán Lugo y Quesos Cerrato Palencia.

El conjunto morado volvió a dar una demostración de compromiso y garra para imponerse de nuevo al Planasa Navarra en el segundo partido de cuartos de final del Play Off. De esta manera, la eliminatoria, que es a tres partidos, queda establecida por 2-0 a favor de los vallisoletanos, que en semifinales se enfrentarán al vencedor de la eliminatoria entre Ribeira Sacra Breogán Lugo y Quesos Cerrato Palencia que se decidirá el viernes.

 

Sergi Pino fue el más valorado de su equipo con 17, gracias a 18 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias. Antes del inicio del partido, se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de Mike Phillips.

 

El MyWiGo Valladolid, cuyos jugadores lucieron crespones de luto por el reciente fallecimiento del ex morado Mike Phillips, se presentó en el parquet del Polideportivo Anaitasuna con un quinteto inicial formado por Uriz, Rakocevic, Pino, Uclés y Stobart. Fue el alero catalán del CB Valladolid, Sergi Pino, el que abrió el marcador con un gran triple que puso el inicial (3-0), pero fue respondido inmediatamente por Iván García también desde la línea de tres.

 

La igualdad en el luminoso desde el principio, como ya sucedió en el primer partido de la serie, fue la tónica dominante del choque, donde ambos equipos salieron muy enchufados, especialmente los navarros que jugaban en casa, enzarzándose así las dos escuadras en un toma y daca sin respiro en el que las diferencias en el marcador eran mínimas.

 

De hecho, tras ponerse Planasa cinco arriba con un 2+1 de Almazán por la falta de Uclés (14-9), e incluso después de acumular 6 puntos de renta con un triple de Bonhome (17-11), el MyWiGo Valladolid volvió a acercarse a su rival gracias a las canastas de Stobart y de un gran Sergi Pino que en este primer cuarto llegó a acumular 12 puntos en su cuenta particular. Además, un lanzamiento acertado de dos de Montañez puso a los morados a solo dos puntos (19-17). Después, un triple de Jorge Romero dio aire a los locales al poner a su equipo cinco arriba (24-19), pero de nuevo Stobart y un triple a 16 segundos del final de Pino, dejaron el marcador al término del primer cuarto con (26-24).

 

El segundo cuarto empezó igual que el anterior, con un triple del conjunto de Fisac, en este caso del veterano Montañez, que llevó así a un parcial de 6-0 para Valladolid poniendo el (26-27) en el electrónico y dando la vuelta al marcador. Pero el partido no iba a ser nada fácil, como ya se preveía. Y es que Navarra se recompuso bien de ese parcial del MyWiGo evitando que los pucelanos consiguieran una ventaja mucho mayor. Así, un tiro a tablero de Portalez mantenía a un solo punto a los pamplonicas (30-31), transcurridos los dos primeros minutos del periodo.

 

Después, los vallisoletanos pudieron acumular una renta de hasta cinco puntos (30-35) antes de llegar a la mitad del segundo cuarto gracias al acierto de Sergio de la Fuente, lo que llevó al técnico rival, Sergio Lamúa, a solicitar tiempo muerto para evitar que los visitantes se fueran en el marcador. Sin embargo, los puntos conseguidos, de nuevo, por De la Fuente, al que se sumó Edmond Koyanouba, dieron una ventaja de 7 a favor de los de Pisuerga (32-39). Pero esto no iba a ser coser y cantar, y los hombres de verde apretaron para ponerse a solo tres puntos (36-39) con el acierto de Bordignon.

 

En ese momento hizo acto de presencia la afinada puntería de la muñeca de Rakocevic, que con un triple dio oxígeno a los suyos (36-42). Sin embargo, un 2+1 de Almazán tras la falta del montenegrino de Valladolid volvió a reducir las diferencias a 3 puntos cuando restaban más de 3 minutos para el descanso.

 

Los pupilos de Lamúa, conscientes de que se lo jugaban todo en el partido de hoy, no aflojaron y llegaron a ponerse solo un punto por debajo (41-42) con la canasta de Servera a poco menos de dos minutos para el descanso. Los últimos instantes del segundo periodo se disputaron desde los banquillos con los tiempos muertos que solicitaron ambos entrenadores.

 

Primero fue Lamúa, cuyas instrucciones supo interpretar bien Bonhome para acertar desde la línea de 6,75 y empatar el encuentro (44-44) a 20 segundos del final del acto. Seguidamente, Porfi Fisac pidió su correspondiente tiempo muerto para inventarse una jugada con la que irse a los vestuarios con ventaja en el marcador, pero no tuvo el efecto deseado y el envite acabó con tablas en el luminoso.

 

Tras el descanso, la dinámica del encuentro cambió, con los dos equipos fallando en sus respectivos lanzamientos, dando una imagen diferente a la vista en la primera mitad. De hecho, durante los dos primeros minutos y medio el marcador no varió. Además, al poco de comenzar el tercer periodo, Micky Stobart vio la cuarta falta personal, dejando tocado el juego interior de los morados.

 

El luminoso se movió gracias a un 2+1 de Sergio de la Fuente (44-47), pero después, en contra de los intereses pucelanos, Servera primero y Almazán después fueron los responsables de mover ficha y dar la vuelta al electrónico a favor de los locales (48-47) cuando restaban poco menos de seis minutos del tercer cuarto. Los nervios y la locura de marcador se instalaron en Anaitasuna, pues, poco después, De la Fuente volvió a poner a su equipo por encima (48-49) antes de llegar a la mitad del cuarto, momento en el que Iván García adelantó de nuevo a los locales (50-49).

 

Con más de 3 minutos por disputar, Fede Uclés abrió su cuenta de puntos con un valioso triple que recuperó la ventaja de los morados (50-52). La igualdad continuó siendo la tónica dominante, hasta el punto de que las tablas en el marcador volvieron a verse a dos minutos de final de periodo (52-52). En los últimos minutos del tercer cuarto, los tiros libres se aliaron con el MyWiGo Valladolid, que encestó de esta manera cuatro puntos por medio de Román Montañez y Alvarado, que pusieron el (52-56) con el que finalizó el periodo.

 

Los últimos diez minutos del segundo partido de Play Off arrancaron con un triple de Bonhome, al que respondió Alvarado con una canasta de dos (55-58). Moncasi volvió a apretar las tuercas al MyWiGo acertando desde la línea de dos puntos y poniendo de nuevo a su equipo a solo un punto (57-58). El choque siguió siendo igualadísimo y de infarto durante el resto de los minutos que quedaban de partido, lo que llevó a precipitaciones y lanzamientos errados de los dos equipos.

 

A falta de 5 minutos para el final del encuentro, Almazán volvió a empatar (61-61), lo que llevó a Porfi Fisac a solicitar tiempo muerto. Sin embargo, Servera devolvió la superioridad a Navarra (63-61), pero el máximo anotador morado del partido no se iba a quedar parado; fue entonces cuando Sergi Pino le contestó con dos triples consecutivos manteniendo a los vallisoletanos por encima (63-67) y obligando a Lamúa a pedir tiempo muerto.

 

Los locales además vieron en este periodo como se quedaban sin Moncasi y Bordignon al acumular cinco faltas cada uno, algo de lo que pudo aprovecharse Valladolid, que a menos de dos minutos del final, con una canasta de Stobart, logró una renta de 5 puntos (65-70). Sin embargo, el triple del local Almazán a un minuto y medio del final (68-70) volvió a poner contra las cuerdas al MyWiGo, que afortunadamente vio como Iván García no lograba un 2+1 con el que Planasa se hubiera puesto a solo un punto a 40 segundos del final; 40 segundos que se hicieron eternos y en los que Román Montañez tuvo tiempo de encestar dos vitales tiros libres a tan solo 4 segundos del término del duelo (70-74), que sirvieron para dejar sin efecto el triple que encestó Bonhome a 3 segundos de que sonara la bocina. Al final (73-74) a favor de un equipo que lucha contra viento y marea y que ya ha logrado clasificarse para las semifinales del Play Off.