El Museo Thyssen-Bornenisza empleará 9 meses en restaurar una obra de Hans Cranach

El embajador de Alemania, Reinhard Silberberg, y el director gerente del Museo Thyssen-Bornemisza, Evelio Acevedo, han firmado este lunes un convenio para restaurar la obra de Hans Cranach 'Hércules en la corte de Onfalia' (1537), un proyecto subvencionado por el Programa de Patrimonio del Ministerio de Relaciones Exteriores de Alemania, y que durará alrededor de nueve meses.



MADRID, 22 (EUROPA PRESS)



Durante el acto de firma, Acevedo ha deseado que este proyecto conjunto sea un primer paso hacia una colaboración "cada vez más intensa", mientras que el embajador alemán ha manifestado su satisfacción por el acuerdo con una pinacoteca tan prestigiosa a nivel mundial.

Hans Cranach (Wittenberg, c. 1513 - Bolonia, 1537), hijo de Lucas Cranach el Viejo, fue un artista muy meticuloso e interesado siempre por los detalles y la precisión de las pinceladas que, en sus obras, parecen casi dibujadas.

Para profundizar en el conocimiento de su técnica y responder a la necesidad real de restaurar este óleo de la Colección Permanente, el Museo plantea la realización de este proyecto de investigación y restauración que se estima que se prolongue durante un periodo de alrededor de nueve meses.

La obra presenta actualmente algunos problemas en la capa de protección, debido a la oxidación sufrida por el barniz a lo largo de los años. Esta alteración impide apreciar bien los matices y la calidad original de la pintura. El craquelado, que es la rotura natural de la distintas capas de pintura aplicadas en la tabla, presenta también cierta inestabilidad en varias zonas, explica el Museo.

Además, los retoques antiguos, que se aploicaron en algún momento posterior a la realización del cuadro, han virado el color con el paso del tiempo, presentando en la actualidad una imagen que distorsiona el trabajo original. También resulta necesario revisar el estado del soporte de madera.

Antes de proceder a la restauración propiamente dicha, se realizarán los correspondientes estudios técnicos basados en la toma de macrofotografías, fotografía infrarroja, fotografía ultravioleta y radiografías, que permitirán conocer tanto los materiales empleados como la técnica del artista.

El estudio técnico se concluirá en un plazo de 2 meses, aproximadamente, mientras que la restauración se estima que se prolongue por un período de entre 4 a 6 meses. Durante este tiempo, a través de un microsite y de unos vídeos que se podrán ver en el hall principal del Museo, los interesados podrán seguir la evolución de esta restauración.