El Museo Nacional de Escultura incrementa un 23% sus visitantes en 2015

Cola a la entrada del Museo Nacional de Escultura de Valladolid. TRIBUNA

Son 30.000 personas más que han pasado por sus instalaciones para superar el total de 160.000 en el año que ha concluido.

El Museo Nacional de Escultura ha experimentado un incremento en sus visitantes del 23% durante el año 2015, con 30.000 personas más que han pasado por sus instalaciones para superar el total de 160.000 en el año que ha concluido.

 

La exposición permanente, situada en el Colegio de San Gregorio y en la Casa del Sol, ha sido de nuevo lo más concurrido, pero parte del incremento de visitas se debe también a la "buena acogida" que han tenido las exposiciones temporales que se han realizado este año en el Palacio de Villena, según ha informado el Museo a través de un comunicado remitido a Europa Press.

 

En concreto, 'Tiempos de Melancolía' recibió a 30.000 personas entre los meses de julio y octubre, mientras que 'Nada temas, dice ella', se sitúan en 7.000 visitantes desde su apertura a finales de noviembre, si bien todavía quedan casi dos meses para poder visitarla, pues estará abierta hasta el 28 de febrero. Finalmente, otro aspecto que ha favorecido al aumento de las visitas ha sido la reapertura del Belén Napolitano, que ha atraído a 8.000 personas desde el pasado 22 de diciembre.

 

Pero el Museo no sólo ha tenido público en sus salas de exposición. Otro de los motivos que ha atraído a los visitantes ha sido el programa de actividades. Talleres infantiles, conferencias, proyecciones, lecturas e incluso degustaciones han formado parte de los eventos programados durante todo el año en consonancia con las diferentes exposiciones que tenían lugar o con efemérides como el 300 aniversario de la muerte de Luis XIV.

 

Para la realización de dichas actividades se ha contado con la colaboración de diferentes entidades e instituciones, como pueden ser La Fundación La Caixa, AIE Clásicos en Ruta, las bodegas Pagos del Rey o Alianza Francesa.

 

Para el 2016 el Museo espera que se confirme la tendencia hacia el incremento sucesivo de sus visitantes. Para ello, además de seguir "cuidando y aumentando" su exposición permanente, albergará nuevas exposiciones temporales y programará actividades para continuar atrayendo nuevo público y seguir siendo uno de los principales atractivos culturales de la ciudad de Valladolid.