El monopolio mediático de Birmania llega a su fin con la publicación de los primeros periódicos privados

A partir de este lunes podrán trabajar en el país los primeros corresponsales internacionales no chinos


MADRID, 1 (EUROPA PRESS)

El monopolio mediático del Estado birmano ha llegado a su fin este lunes en el marco de la transición hacia la democracia, con la publicación de cuatro periódicos privados, los primeros en casi medio siglo, y con la presencia permanente de la televisión japonesa NHK y de la agencia de noticias norteamericana Associated Press (AP), lo que les convertirá en los primeros medios internacionales no chinos con corresponsalías en el país.

Según ha informado la cadena británica BBC, este lunes saldrán a la venta cuatro periódicos privados, aunque se espera que en los próximos días su número llegue a 16, ya que son las licencias expedidas por las autoridades birmanas.

Por su parte, la Liga Nacional para la Democracia (LND), de la líder opositora y premio Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi, ya ha adelantado que a finales de este mes de abril comenzará a publicar su propio diario.

Los periódicos privados iniciarán su andadura con miles de ejemplares, una tirada modesta que sus dueños confían en aumentar pronto como respuesta a lo que creen que será un gran recibimiento por parte del pueblo birmano.

Los periódicos privados, que habían proliferado bajo el periodo colonial británico, cerraron en 1964 tras la llegada al poder de la Junta Militar que ha regido Birmania hasta 2011, cuando entregó el poder a un Gobierno civil.

Durante el régimen castrense, la prensa birmana, aunque pública, ha sufrido un gran acoso. De acuerdo con la BBC, los periodistas han sido vigilados --en muchas ocasiones mediante escuchas ilegales--, detenidos y torturados.

Aparte, las nuevas medidas aperturistas permitirán la presencia, a partir de este lunes, de las corresponsalías de la NHK y de la agencia AP, según ha informado la propia televisión japonesa.

Hasta la fecha, el Gobierno birmano solo había autorizado la presencia de corresponsales de la agencia estatal china de noticias, Xinhua, y del diario del Partido Comunista chino, el 'Diario del Pueblo'.

TRANSICIÓN

A su llegada a la Presidencia, Thein Sein relajó la censura mediática anunciando que ya no sería necesario presentar las informaciones antes de su publicación y que a partir del 1 de abril podrían salir al mercado periódicos privados.

Sein ha dado otros pasos democráticos, como la celebración de elecciones legislativas, la liberación de cientos de presos políticos, la legalización de los sindicatos, y la apertura de un diálogo de paz entre las minorías étnicas y religiosas.

Además, ha combinado la transición política con una económica con la que pretende atraer a la inversión extranjera para aprovechar el potencial birmano. Con este propósito ha diseñado un plan anual y ha pedido ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI) para implementarlo, apuntando también a un futuro acuerdo bilateral.

En respuesta, la Unión Europea (UE), Estados Unidos y Australia han comenzado a derogar las sanciones que impusieron a la Junta Militar por violar los Derechos Humanos, aunque han advertido de que para su derogación definitiva, el Gobierno debe completar la transición democrática.