El 'Monchín' detenido con una pistola alega que se hizo con ella para proteger su vida

Juzgados

El 'Monchín' aseguró este viernes ante el Juzgado de Instrucción número 4 de Valladolid que portaba el arma de fuego por posibles represalias de los 'Miguelones'.

El 'Monchín' Rafael Romero Larralde, detenido este pasado jueves en posesión de una pistola y munición, ha alegado este viernes que se hizo con el arma con el fin de proteger su vida por temor del regreso a Valladolid del clan de los 'Miguelones', uno de cuyos miembros fue condenado en 2006 por la muerte a tiros, dos años antes, de un sobrino suyo, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

 

'Rafa', a quien la policía intervino una pistola y dos cargadores municionados cuando se hallaba en el bar 'Esquila', sito en la calle del mismo nombre, en el barrio de Pajarillos, pasó la noche en los calabozos de la Comisaría de Delicias y, tras negarse a prestar declaración, fue puesto este viernes a disposición del Juzgado de Instrucción número 4, donde explicó que compró el arma "a uno de León" en previsión de una posible agresión de los 'Miguelones', de quienes teme que regresen a Valladolid.

 

Tras su declaración, el 'Monchín' fue puesto en libertad con cargos, en concreto acusado de un delito de tenencia ilícita de armas y de otro de atentado a agentes de la autoridad, debido a los supuestos insultos y amenazas proferidas durante su detención.

 

RECUERDO DEL TIROTEO DE 2004

 

El alegato exculpatorio de 'Rafa', con sendas condenas de tres y cuatro años por tráfico de drogas, idéntico delito que ha llevado también a su esposa, 'La Negra', y a dos de sus hijos, al banquillo y a distintas condenas, revive unos hechos acaecidos en Valladolid el 15 de junio de 2004, cuando el integrante del clan de los 'Miguelones' Miguel J.G. ('Pitu') acabó con la vida del 'Monchín' Manuel R.M, sobrino de Rafael, e hirió a otras cuatro personas durante un tiroteo registrado en la confluencia de las calles Faisán con Pavo Real.

 

En el juicio por estos hechos celebrado en 2006, el citado joven fue condenado a un total de 23 años de prisión como autor de un delito de homicidio y otros tres delitos de tentativa de homicidio, junto con un delito de tenencia ilícita de armas y una falta de lesiones, en todos los casos la circunstancia atenuante de confesión de los hechos, mientras que su hermano mayor, Manuel, quedó absuelto de todos los cargos.

 

Los hechos se produjeron sobre las 14.40 horas del referido día cuando Miguel J.G ('Pitu'), quien por aquellas fechas se encontraba separado de su esposa Aroa R.C, integrante de los 'Monchines', se acercó a recoger su vehículo en la calle La Salud tras cerrar su puesto en el mercadillo y una vez allí se encontró con familiares de ésta, que le salieron al paso y recriminaron ya que tenía prohibido pasar por allí.

 

El cruce de palabras concluyó cuando el condenado disparó sus armas contra sus oponentes, uno de los cuales, Manuel R.M, perdió la vida y otras cuatro personas, tres de ellas también integrantes del clan de los 'Monchines', resultaron heridas.

Noticias relacionadas