El Madrid 'llega' tarde; el Barcelona, en hora

Carlo Ancelotti salió con un once muy defensivo y el Madrid no reaccionó hasta los cambios. Marcaron Neymar y Alexis para los blaugranas.

 

 

FICHA TÉCNICA

 

RESULTADO: FC BARCELONA, 2 - REAL MADRID, 1 (1-0, al descanso)

 

FC BARCELONA: Valdés; Alves, Piqué, Mascherano, Adriano; Busquets, Xavi, Iniesta (Song, min.76); Messi, Fàbregas (Alexis, min.69) y Neymar (Pedro, min.84).

 

REAL MADRID: Diego López; Carvajal, Varane, Pepe, Marcelo; Khedira, Ramos (Illarramendi, min.56), Modric; Di María (Jesé, min.75), Bale (Benzema, min.60) y Cristiano Ronaldo.

 

GOLES.

 

   1-0. Min.18, Neymar.

 

   2-0. Min.78, Alexis.

 

   2-1. Min.90, Jesé.

 

ÁRBITRO: Undiano Mallenco (Col. Navarro). Amonestó a Busquets (min.7), Adriano (min.34) en el FC Barcelona y a Sergio Ramos (min.13), Bale (min.45), Khedira (min.58), Marcelo (min.63), Cristiano Ronaldo (min.80) en el Real Madrid.

 

ESTADIO: Camp Nou, 98.761 espectadores.

El FC Barcelona ha conseguido ganar este sábado al Real Madrid (2-1) en el primer 'clásico' de la temporada al tener más acierto que el eterno rival de cara a portería pero en un partido extraño, en que los blaugranas cedieron el balón voluntariamente y cayeron en su propia trampa al hacer que los blancos fueran mejores en la segunda parte, pero un golazo de vaselina de Alexis Sánchez coloca a su equipo 6 puntos arriba en la tabla e hizo inútil el gol final de Jesé.

 

Los blaugranas consiguieron llevarse el gato al agua, ser más líderes al final del encuentro y corearon a un Alexis que esta tarde ha confirmado su progresión y aumento de confianza, con una vaselina ante Varane y Diego López que acabó con la emoción de un partido que tenía al Madrid presionando arriba y que disponía de ocasiones para el empate, pero que se vino abajo tras esta acción.

 

Y es que al Barça le costó tomar el control del partido tras regalarlo en la primera parte y sufrirlo, eso sí, únicamente en la segunda. El gol del chileno les vino como agua caída del cielo, pues hizo olvidar el larguero de Benzema, un penalti reclamado por Cristiano Ronaldo que parecía claro y dio más valor todavía a dos acciones de un Valdés imparable que sigue provocando que se le eche en falta aún cuando todavía es blaugrana.

 

El gol de Jesé ya en el descuento fue de justicia, pues los blancos merecieron más. No obstante, un Neymar que fue el mejor, también Messi y Alves, tuvieron ocasiones para hacer más holgado el resultado. Al final, no hubo tiempo para mucho más, una acción de Alves que fue a córner, y el Barça celebró la victoria tras el sufrimiento final, y el Madrid lamentó no haber sido más letal, como acostumbra a ser.

 

Y es que el 0-0 inicial lo borró del mapa Neymar en el minuto 18, culminando una buena acción de un Iniesta que, quizá por ser el escenario, jugó su mejor partido de la temporada con mucha presencia sobre todo en la primera mitad. En esta ocasión, el brasileño quiso sumarse al carro de los buenos primeros 'clásicos' que hicieron sus compatriotas Romario, Rivaldo o Ronaldinho y no solo abrió la lata sino que fue el más eléctrico y peligroso de los catalanes.

 

Era de esperar que el FC Barcelona tuviera el balón y que el Real Madrid intentara salir y matar a la contra, donde realmente son mortales y más con el tridente que dispuso Ancelotti en su 'debut'; Di María, Ronaldo y Bale. No obstante, pese al 70% de posesión blaugrana en muchos momentos, Martino hizo el primer movimiento al dar el esférico al rival.

 

El Madrid, que no venía a jugar con iniciativa, sino a esperar y golpear, no supo qué hacer con el balón. Tuvo posesiones largas, pero lejos del área de un Valdés que no se inquietó ni con dos disparos lejanos y a las nubes de Gareth Bale y solo tuvo que estar fino, y lo hizo, al borde del descanso en un centro de Ronaldo que remató Khedira.

 

No obstante, en la segunda parte, esta medida del Barça se tornó en su contra ya que el Madrid, ya asentado, se creció y entendió la manera de llegar a Valdés. Los blaugranas dieron la sensación de que ya no querían ese guión e, incómodos, empezaron a sufrir las acometidas de un conjunto blanco refrescado con Benzema, que envió un obús al larguero al poco de entrar que era el empate.

 

Así, se vio un partido inesperado, sin demasiadas ocasiones de gol ni sensación de peligro, pero con tensión. No hubo acciones sucias, el clima estuvo más tranquilo, y ya en la segunda parte subió el nivel de fútbol. El Madrid intentó morder más, Neymar tuvo el 2-0 en sus botas pero Diego López estuvo muy atento y acertado.

 

Previamente, Messi también tuvo una acción para ampliar el marcador pero inexplicablemente en él falló ante el guardameta blanco tras una galopada de medio campo, eso sí, presionado por un rapidísimo Pepe. Así las tornas, el conjunto madridista necesitaba frescura, cambiar las cosas, y el primer paso que hizo tomar 'Carletto' fue cambiar al amonestado Ramos por Illarramendi.

 

Buscaba claridad ya que el Barça les daba el balón, pero le llegó con Benzema. Por parte de Martino, sacó a Iniesta para dar entrada a Song, en un cambio no muy aceptado, para amarrar ya el partido, y buscar en la velocidad de Alexis, relevando al fatigado Cesc, el 2-0 que llegó que ni pintado con la vaselina del 'jugadorazo'.

Noticias relacionadas