El Madrid activa el 'modo rodillo' ante el Dominion Bilbao Basket

El único aspecto negativo del duelo se vivió en el segundo cuarto con la lesión de Jaycee Carroll.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

REAL MADRID: Campazzo (13), Llull (7), Fernández (10), Reyes (11) y Ayón (4)--cinco inicial--; Rodríguez (6), Maciulis (3), Nocioni (4), Rivers (-), Carroll (10), Bourousis (6) y Slaughter (4).

  

DOMINION BILBAO BASKET: Colom (5), Bertans (10), Mumbrú (5), Wragge (3) y Williams (6)--cinco incicial--; Borg (4), Dejan Todorovic (-), Marko Todorovic (14), López (5) y Andjusic (-).

 

PARCIALES: 23-7, 29-17, 14-19, 12-9.

  

ÁRBITROS: Arteaga, García Ortiz y Rial. Sin eliminados por faltas personales.

  

PABELLÓN: Palacio de los Deportes. 8.599 espectadores.

El Real Madrid no tuvo piedad (78-52) del Dominion Bilbao Basket, en el encuentro correspondiente a la trigésima jornada de la Liga Endesa, una victoria que iguala a los blancos con el líder de la competición, el Unicaja de Málaga, y cierra una semana redonda tras lograr la clasificación para la 'Final Four'.

  

Los de Pablo Laso, demostraron que están en el mejor momento de la temporada y arrollaron al Dominion Bilbao Basket. Un triunfo que pone la guinda a la mejor semana de la temporada para los madridistas después de lograr el pasado jueves el pase a la final a cuatro de la Euroliga en Estambul ante el Efes.

  

Además, la 24ª victoria merengue en la presente campaña les permite igualar con Unicaja (24-5) en lo alto de la clasificación, un liderato que se resolverá el próximo jueves 30 con la visita de los malagueños al Palacio de los Deportes.

  

En cuanto al encuentro, el Madrid hizo gala de sus recursos y tiró de plantilla para paliar los posibles bajones físicos por la acumulación de partidos. Los menos habituales como el argentino Facundo Campazzo o el estadounidense Marcus Slaughter disfrutaron de un buen puñado de minutos a los que respondieron con buena nota.

  

Sin un claro protagonista, fue el brillante juego en equipo del Madrid -sobre todo en los primeros 20 minutos- el que maniató al Bilbao. Un conjunto vasco que, con cuatro derrotas consecutivas pierde la cuarta plaza y por lo tanto el factor cancha en el 'play-off', en favor del Valencia Basket.

 

MEDIO PARTIDO PARA CERRAR LA VICTORIA

  

El cuadro merengue salió dispuesto a cerrar el choque en los primeros compases y al término de los primeros diez minutos ya disfrutaba de una clara ventaja (23-7). Un cuarto inicial en el que destacaron Felipe Reyes y Rudy Fernández con 7 y 6 puntos, respectivamente, y la fuerte defensa, permitiendo a tan sólo tres jugadores rivales anotar al menos una canasta.

  

El único aspecto negativo del duelo se vivió en el segundo cuarto con la lesión de Jaycee Carroll. El estadounidense saltó enchufado -tres triples sin fallo- pero se tuvo que retirar tras una mala caída después de uno de los lanzamientos.

  

Otro que se sumó a la fiesta fue Campazzo, que no registró un fallo en el tiro -2 de 2 en tiros de dos y de tres- en todo el primer tiempo. Veinte minutos en los que el Madrid fue una apisonadora (52-24) y demostró una gran madurez al dejar de lado la euforia por su pase a la 'Final Four'.

  

La vuelta de vestuarios mostró otra cara de los bilbaínos. Un punto más en intensidad y más acierto de cara al aro permitió a los de Sito Alonso imponerse en el tercer parcial (14-19). A pesar de la mejora los 'hombres de negro', que terminaron el partido con un 12% de acierto desde el triple, no lograron poner en apuros a su rival y acentúan su particular crisis en un tramo decisivo de la temporada.