El juez Ruz impone 6 millones de euros de fianza a la mujer de Bárcenas

Bárcenas-Iglesias

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha impuesto a la esposa del extesorero del PP Luis Bárcenas, Rosalía Iglesias, una fianza de 6 millones de euros en concepto de responsabilidad civil.

 

La Fiscalía Anticorrupción solicitaba al juez al magistrado que le impusiera 5.975.000 euros mientras que la Asociación de Abogados Demócratas de Europa (ADADE) le pidió  3.058.984 euros para hacer frente a las responsabilidad pecuniarias relacionadas con los delitos que se le imputan

 

El magistrado imputa a Iglesias un delito contra la Hacienda Pública, otro como cooperadora necesaria en el blanqueo de capitales del que se acusa a su marido, falsedad documental y estafa procesal en grado de tentativa.

 

INGRESO EFECTIVO DE MEDIO MILLÓN

 

Ruz concreta en su auto que Iglesias se encuentra imputada por un presunto delito contra la Hacienda Pública por el IRPF correspondiente a 2006, en relación con un ingreso en efectivo de 500.000 euros en una cuenta de Caja Madrid a su nombre, lo que determinaría una cuota eventualmente defraudada superior a los 222.112,58 euros.

 

Igualmente, la Fiscalía Anticorrupción atribuye a la esposa de Bárcenas delitos contra la Hacienda Pública relacionados con el IRPF de 2002 y 2003 por las declaraciones conjuntas que presentaron en dichos ejercicios "omitiendo ingresos y rentas generados en ese periodo", de forma que las cuotas eventualmente defraudadas ascenderían por el momento, y sin perjuicio de liquidación definitiva, a 307.850,86 respecto de 2002 y de 1.179.670,4 respecto del año siguiente.

 

El total de lo defraudado es 1.709.569 euros, y teniendo en cuenta multa por el triplo de la cuota defraudada las responsabilidades pecuniarias a las que podría ser condenada alcanzarían una cantidad "superior a los 4.068.785,64 euros". Atendiendo a las multas previstas por el delito de estafa procesal en grado de tentativa (18.000 euros) , por el delito de falsedad en documento mercantil (36.000 euros) y el delito de blanqueo de capitales (350.000 euros), Ruz impone una fianza total de 6 millones de euros.

 

"Ello sin perjuicio de la eventual ampliacion y definitiva concreción de la cantidad afianzar por la imputada, en los términos señalados en los razonamientos de la presente resolución", añade el juez Ruz.

 

El juez central de Instrucción número 5 recuerda las últimas medidas cautelares acordadas relacionadas con bloqueos de cuentas bancarias del matrimonio, así como la última comisión rogatoria cursada a Suiza y todavía pendiente, en la que se solicita documentación sobre la cuenta denominada "rosalía" de la entidad Lombard Odier.

 

Si en el plazo de 10 días no deposita la fianza impuesta, el juez Ruz iniciará los trámites de embargo de sus bienes, según concreta en su auto.

 

SOSPECHAS DE ANTICORRUPCIÓN

 

En el escrito en el que solicitaba la imposición de una fianza un tanto menor, de 5,9 millones de euros la Fiscalía Anticorrupción destacaba que, en el año 2004, el matrimonio Bárcenas-Iglesias consignó en su declaración conjunta de IRPF una operación de compra-venta de cuadros por importe de 270.000 euros. La esposa del extesorero recibió en marzo un ingreso por importe de 120.000 euros.

 

La Fiscalía se refiere también a la declaración de IRPF de 2005, modalidad individual, en la que refleja otra operación similar, en este caso con un valor de adquisición y transmisión de 149.000 euros "con la que parece justificar los ingresos en efectivo en su cuenta en marzo de 2005 por importes de 74.000 y 75.600 euros".

 

El magistrado ordenó ayer el embargo de sus cuentas bancarias en España, con un saldo de más de 700.000 euros, y de sus bienes inmuebles, después de que transcurriera el plazo fijado para que depositara la fianza por responsabilidad civil por importe de 43,2 millones de euros impuesta al exgerente 'popular'.

 

Ruz ha calculado el saldo de los depósitos del extesorero sin incluir otras cuentas de las que dispone en la entidad Caixa Bank, detectadas en los últimos días y que están aún pendientes de su valoración final.

 

El juez embarga en concreto su domicilio en la calle Príncipe de Vergara y su plaza de aparcamiento en Madrid, una vivienda en el barrio de Peñagrande, y el cincuenta por ciento de otra unifamiliar en el municipio de Naut Aran (Lleida) cercana a la estación de esquí de Baqueira Beret junto con dos plazas de garaje, todo ello sin perjuicio de las restantes medidas de bloqueo sobre el resto de cuentas bancarias de las que dispone en el extranjero.