Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

El incendio de Andratx calcina 1.600 hectáreas

El presidente del Govern, José Ramón Bauzá, lamenta la pérdida del patrimonio natural por la imprudencia de una persona. A las tareas de extinción se unirán 70 efectivos más de la UME.

El presidente del Govern, José Ramón Bauzá, ha mostrado este sábado su "sensación de impotencia" ante el incendio de Sa Coma Calenta de Andratx, extendido también a la zona de s'Arracó, y ha informado que ya son más de 1.600 las hectáreas de masa forestal que han sido arrasadas por el fuego, con lo que se trata de uno de los más graves que ha afectado Mallorca durante las últimas dos décadas.

   

Tras participar en una reunión de coordinación de los efectivos en Andratx, el jefe del Ejecutivo balear ha anunciado también que esta misma noche llegarán 70 efectivos más de la Unidad Militar de Emergencias (UME) para "ayudar" en las tareas de extinción, si bien ha añadido que esto no significa que "haya más gente apagando el fuego", sino que supone que no "se vayan a producir parones" por los relevos que, por seguridad, se llevan a cabo entre las personas que hacen tareas de extinción.

 

"La imprudencia de una persona ha originado que hoy el patrimonio de todos se esté quemando, centenares de años se han perdido en minutos por una imprudencia", ha lamentado Bauzá, quien, en varias ocasiones, ha pedido a todos los ciudadanos que sean "precavidos" y no hagan nada "que pueda suponer un riesgo para todos".

   

El presidente, quien ha admitido que Baleares está "ante una situación muy complicada", ha destacado que las 1.600 hectáreas que se han quemado ya es una cifra "tremenda" para las islas. Así, ha pedido precaución a la población, especialmente teniendo en cuenta las altas temperaturas previstas.

   

"Que nadie haga nada que pueda suponer un riesgo para todos", ha manifestado Bauzá, quien también ha incidido en que el "impacto" de cualquier actuación puede ser "terrible" y "dramático".

   

Según ha explicado, a las altas temperaturas y baja humedad se suma una situación geográfica y orográfica que "hace prácticamente inaccesible que todas las brigadas puedan actuar" y, por tanto, la "única alternativa para poder atacar el fuego" actualmente es con medios aéreos.

   

Por otro lado, ha indicado que el Govern está en "contacto personal y directo" tanto con el ministro de Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, como con el de Defensa, Pedro Morenés, y ha indicado que se están mandado efectivos "de manera inmediata".

   

Así, tras recordar los dos batallones que llegaron este viernes por la noche y este sábado a la mañana, ha manifestado que esta noche llegará otro de 70 personas.

   

El presidente también ha querido trasladar un mensaje de confianza a los vecinos que no pueden acceder a sus casas o a los que se ha dicho que no salgan y ha asegurado que "estamos en las mejores manos" de los "mejores profesionales".

   

Bauzá también ha agradecido la labor que están desarrollando tareas de extinción como Policías Locales, 061, Protección Civil, Guardia Civil, Cruz Roja, UME, Protección Civil o Bomberos, entre otros. En este sentido, ha destacado que ha habido muchas personas que, estando de vacaciones, se han presentado para ayudar, así como las personas que estaban "prácticamente sin rotar" y que, por seguridad, se les ha tenido que pedir que descansasen.

   

El presidente ha indicado también que se están limpiando las carreteras y ha hecho hincapié en que la "máxima prioridad" es que no se ponga en riesgo ninguna vida. Actualmente, ha dicho, se está actuando para evitar que si el viento gira se vaya a la zona de Estellencs.

   

Además, ha recordado que hay embarcaciones de "curiosos" que entorpecen las tareas de carga de agua de los hidroaviones y, por ello, ha pedido que mitiguen esta curiosidad "a través de la televisión o con prismáticos" pero que permitan a la quincena de aeronaves trabajar sin problemas.

   

Actualmente hay 275 efectivos humanos que trabajan sin descanso en las tareas de extinción del incendio, así como 15 medios aéreos, ocho aviones y siete helicópteros.