El Grupo Norte se saca la espina ante el Joventut

Los vallisoletanos endosaron un parcial de inicio de 22-8 que noqueó al equipo verdinegro.

El Fundación Grupo Norte se ha sacado la espina que tenía clavada por la derrota sufrida en el partido de ida ante el Joventut, con una rotunda victoria que deja al cuadro catalán en las últimas posiciones de la tabla y que a los vallisoletanos les permite afianzarse entre los cuatro primeros clasificados del grupo 2, lo que deja prácticamente asegurado su pase a la fase por el título.

 

El equipo local salió dispuesto a demostrar que la derrota sufrida en Badalona fue un accidente y, merced a una gran defensa y al acierto anotador de Prieto, logró establecer un parcial de 22-8 en el primer cuarto, con el que anularon cualquier intento del Joventut de dar la sorpresa y de tomar las riendas del juego, que corrió a cargo de los vallisoletanos, con una buena actuación colectiva.

 

Con ese inicio fulgurante, el Fundación Grupo Norte se relajó un poco más en el segundo cuarto y se permitió el lujo de cometer algunos errores, los cuales fueron aprovechados por el conjunto verdinegro para equilibrar el juego, de la mano de un efectivo Castilla bajo los aros y del trabajo en la pintura de Sanz y López, aunque los vallisoletanos no perdieron la perspectiva y supieron mantener la renta para llegar al descanso con una ventaja de 14 puntos (36-22).

 

Tras la reanudación, el Fundación Grupo Norte buscó romper el partido y desmarcarse, con un juego más rápido y fluido con el que sorprender a un Joventut que empezó a acusar muy pronto la falta de banquillo. Los vallisoletanos se entregaron en el plano defensivo y supieron sacar tajada del cansancio visitante para asediar su área y dejar el resultado en un contundente 53-30 al término del tercer cuarto.

 

Poco quedaba por decir en un encuentro que fue dominado de principio a fin por el cuadro morado, bien dirigido por Robles, que no cedió en el plano defensivo y que empleó bien sus armas en el apartado ofensivo, con Prieto y López como referentes fundamentales en ataque, a los que secundó bien Tanghe, sin olvidar la aportación de otros compañeros. Ese trabajo grupal fue determinante para cortar de raíz las esperanzas de los visitantes desde el minuto uno y para dejar clara su intención de seguir mirando hacia arriba.

 

En definitiva, un triunfo más para los de José Antonio de Castro (68-43) que pudieron dedicar a su afición y, especialmente, al equipo de división de honor femenina del Aula Cultural, que hoy fue protagonista destacado, tras recibir un merecido homenaje durante el descanso del partido, por parte del Fundación Grupo Norte, en reconocimiento a los éxitos cosechados las últimas temporadas.