El Fundación Grupo Norte comienza este fin de semana su andadura en la Champions Cup

El Polideportivo Pisuerga acoge la máxima competición europea de baloncesto en silla de rueda, con los ocho mejores conjuntos del viejo continente.

La Champions Cup, que se celebrará en el Polideportivo Pisuerga de Valladolid del 3 al 5 de mayo, abrirá el telón el viernes a las 13:30 horas con el equipo anfitrión, el Fundación Grupo Norte, preparado para combatir contra la pasión turca con la que vendrá armado el Besiktas, primer rival de los vallisoletanos en su andadura por la máxima competición continental.

 

El equipo de Estambul, décimo en el ranking desarrollado por la IWBF-Europe (International Wheelchair Basketball Federation), llega a Valladolid como una de las "cenicientas" de la Champions Cup. Pese a estar los últimos años a la sombra de su vecino, el Galatasaray, el equipo de Tacettin Çipa sabe lo que es guardar en sus vitrinas un entorchado internacional. Ya lo hizo con la Willi-Brinkmann Cup en 2012 o con la André Vergauwen Cup, un año antes. 

 

Deniz Acar, Cem Gezinci, Bülent Yilmaz, Kaan Dalay y Aytaç Ercan, los cinco olímpicos con los que cuenta la escuadra otomana, conforman el brazo fuerte del primer equipo en poner a prueba las posibilidades del Fundación Grupo Norte en esta edición de la Champions Cup.

 

La segunda cita de la primera jornada para los vallisoletanos tendrá acento italiano. A las 18.00 horas, los hombres de José Antonio de Castro se verán las caras con el Santa Lucía Sport. Los romanos llegan a Valladolid comandados por Matteo Cavagnini. El capitán de la selección italiana volvió de Londres el pasado verano con el tercer mejor promedio anotador de los Juegos Paralímpicos. Tanto en la ‘squadra azzurra’ como en el Santa Lucía, Cavagnini está bien escoltado por hombres como Vicenzo di Bernnardo, Andrea Pellegrini o Mohamed Sanna Ali. Junto con el estadounidense Ian Lynch forman un arma completa que busca reeditar las ediciones de 1998 y 2003, cuando la Champions Cup voló hacia la capital italiana.

 

Para batir a estos dos equipos, el Fundación Grupo Norte afronta el reto europeo con la mentalidad de tener poco que perder y mucho que ganar. Con una plantilla más amplia y equilibrada que el año pasado, cuando no se dio de sí todo lo que se podía esperar en la André Vergauwen, el equipo dirigido por José Antonio de Castro cuenta con hombres dispuestos a tirar del carro para llegar lo más lejos posible en el torneo continental. Ese es el caso de Diego de Paz, el colombiano Josep Leep, Roberto Mena o el británico Dan Highcock. Reforzados en invierno por Manolo Rodríguez y de cara a la Champions con la vuelta de Toscano, el técnico local tendrá fondo de armario suficiente como para hacer que el equipo vallisoletano pueda permitirse soñar con hacer algo grande entre los gigantes del viejo continente.