Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

El fiscal mantiene su petición de 14 años para un hombre por agredir sexualmente a su sobrina, menor de edad

La Audiencia de Valladolid ha dejado hoy visto para sentencia el juicio contra J.M.M.S, un vecino de Santovenia de Pisuerga que ha sido acusado de un delito continuado de agresión sexual que una sobrina habría sufrido desde los 6 hasta los 9 años, sin que la menor, perteneciente a la etnia merchera igual que su tío, denunciara lo ocurrido hasta once años después.

En la segunda y última jornada del juicio, celebrado en la Sección Cuarta de lo Penal en medio de un importante dispositivo policial para evitar posibles enfrentamientos entre las partes, la acusación pública han mantenido invariable su petición de 14 años de prisión y 12.000 euros de indemnización por delito continuado de agresión sexual, mientras que la acusación particular ha elevado a 15 años y 30.000 euros su solicitud de pena para el procesado.

 

Los hechos se remontan al periodo comprendido entre 1996 y 1998 y tuvieron por escenario la localidad de Santonvenia, donde residen las partes implicadas, aunque los mismos no fueron denunciados por la menor hasta 2010.

 

En la denuncia presentada y ratificada en el acto del juicio oral por la joven, hoy con 23 años, mantiene que su tío la obligó durante años a someterse a tocamientos y a practicar con él sexo oral, hasta que  el procesado, siempre según su versión, la penetró vaginalmente y la desvirgó, relato que el aludido, que se encuentra defendido por el mediático letrado madrileño Marcos García Montes, ha rechazado de plano y ha atribuido a envidias relacionadas con su negocio de feriante.