El duelo de una viuda en Facebook con su obra de superación 'La vida era esto'

La escritora Ana María Matute entrega el premio a la ganadora del Premio Nadal

Pone en valor las nuevas formas de comunicación y la necesidad de explicarse para salir adelante.

Carmen Amoraga ha ganado este lunes el 70 Premio Nadal de novela con 'La vida era esto', que Destino publicará el 4 de febrero, con una historia de superación que exhibe el duelo de una joven viuda en Facebook.


En rueda de prensa la madrugada de este martes, Amoraga ha explicado que la novela cuenta el primer año de duelo de una chica argentina que vive sola con sus dos hijas en un pequeño pueblo de Valencia y que su marido, días antes de morir, le pide que escriba por él sus impresiones en Facebook.

La obra 'La vida era eso' ha sido presentada bajo el seudónimo Gino Paulo y titulada como 'Senza Fine', y Amoraga la ha definido como una vía de superación de la pérdida: "Aprender a perder es aprender a vivir", ha resumido.

La protagonista, Giulianna, que es más propensa a la comunicación personal, no entiende "de qué va esto", aunque lo hace porque su marido se lo pide e incluso lo sigue haciendo cuando William muere, ha apuntado.

"CALOR HUMANO"

"En Facebook encuentra un calor humano que no encuentra en el mundo real, quizás por su carácter", ha explicado Amoraga, que ha apuntado que esto le permite superar el duelo.

Según la autora, las redes sociales han cambiado la forma de comunicarse con los demás: "Ahora nos comunicamos por escrito a través de las redes sociales", ha dicho Amoraga, que ha pronosticado que esto deberá estudiarlo la sociología.

"Todos conocemos a alguien que ha puesto en Facebook una imagen" cuando sucede la pérdida de un ser querido, ha dicho Amoraga, que ha incidido en que nunca había visto que se asumiese así la personalidad de otra persona.

La autora ha defendido que esta visión no le parecía "algo morboso, sino algo necesario para continuar viviendo", y que esta historia, tomada del caso real de su amiga argentina Bibiana, fue el germen de la obra, aunque su amiga no ha leído la novela porque todavía le causa mucho dolor.

"UN SUEÑO INALCANZABLE"

Ante la consecución del premio, la ganadora ha comentado que se trata de la "un sueño inalcanzable", y se ha definido como una persona inconstante y de fácil dispersión, por lo que siempre necesita ponerse metas.

"Es bueno presentarte a premios para conseguir un informe de los lectores", ha dicho la autora, que ha manifestado su contento, ya que este premio era para ella como ir a la luna, algo inalcanzable, aunque ha apuntado que lo inalcanzable es lo que no se intenta, ha dicho.

Al recoger su premio, Amoraga ha hecho una mención especial a su profesor de literatura, a su padre y ha ensalzado el valor de la escritura y la lectura, que es "mágico y terapéutico", ha dicho.