El debate público del PGOU de Valladolid aborda clases de suelo y catalogación de espacios

Manuel Saravia, a la derecha, dirigió el segundo de los tres debates públicos sobre el PGOU. JUAN POSTIGO

El Ayuntamiento ha acogido este sábado por la mañana el segundo debate de los tres que se realizarán, todos ellos abiertos a la ciudadanía.

El debate para la revisión de los criterios del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de este sábado, 13 de febrero, en el Ayuntamiento de Valladolid ha abordado la ordenación de las distintas clases de suelo y la catalogación de los espacios de interés.

 

El concejal de Urbanismo y teniente de alcalde, Manuel Saravia, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha indicado que ha sido un "debate técnico" y ha reiterado la importancia de explicar "criterios y términos", puesto que ha matizado que se trata de un debate "más áspero".

 

Así, se ha tratado la ordenación del suelo urbano, que puede ser consolidado y no consolidado, el urbanizable, el rústico y el no urbanizable, mientras que en la próxima reunión se realizará un debate por barrios y sobre el centro histórico.

 

En cuanto a la ordenación de suelo urbano consolidado se ha debatido la cuestión de las áreas de rehabilitación, por lo que se ha determinado "cuáles se van a definir, cómo y con qué criterios", según ha explicado Saravia. Asimismo, se ha tratado el tema de los usos y edificaciones de estos suelos, que se ha centrado, según el edil en "la idea básica de flexibilizar".

 

Manuel Saravia, en pleno debate. J.P.

 

Por otra parte, se ha debatido sobre el suelo urbano no consolidado, es decir, las áreas de suelo urbano que están rodeadas de edificaciones urbanas "pero que se van a transformar". En concreto, se ha debatido dónde se van a aplicar "criterios de redensificación" y cómo se va a actuar en las "áreas fallidas", por ejemplo, en el barrio España.

 

Esta asamblea también ha debatido sobre el suelo urbanizable, y han tratado de establecer las características de ese suelo y qué hacer con los existentes, tanto en las áreas homogéneas, como otras áreas "que también están en marcha", según ha apuntado Saravia.

 

Por último, en cuanto al suelo rústico, se ha hablado sobre una estructuración "en función de criterios del sistema hídrico", es decir, con el río Pisuerga como "eje vertebrador de toda la ordenación del territorio", pero también en función de canales, acequias o canales verdes, entre otros. También se ha tratado la protección de este suelo y la catálogación de areas de arboladas y de interés.