El Barça tira de Pinto y de los errores donostiarras para ir cómodo a Anoeta

Los jugadores azulgrana celebran sus goles ante la Real

Un autogol cómico de los 'txuri urdin' y la falta de acierto les privan del premio, 2-0. Con 0-0, y justo antes del primer gol local, se reclama penalti a Vela. 

 

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

FC BARCELONA: Pinto; Alves, Piqué, Mascherano, Alba; Busquets, Xavi, Fàbregas (Tello, min.85); Alexis (Iniesta, min.73), Messi y Pedro.

 

REAL SOCIEDAD: Zubikarai; Zaldúa, Mikel (C.Martínez, min.19), Ansotegi, Iñigo, José Ángel; Zurutuza, Gaztañaga, Elustondo; Vela (Canales, min.72) y Griezmann (Seferovic, min.82).

 

GOLES

   1-0. Min.43, Busquets.

   2-0. Min.59, Zubikarai (p.p).

 

ÁRBITRO: González González (Col. Castellano-Leonés). Amonestó a Busquets (min.26), Mascherano (min.35), Messi (min.73) en el FC Barcelona y a Vela (min.39), Elustondo (min.57), Gaztañaga (min.62), Zaldúa (min.88) en la Real Sociedad. Expulsó con roja directa a Iñigo (min.44) en la Real Sociedad.

 

ESTADIO: Camp Nou, 38.505 espectadores.

El FC Barcelona ha ganado a la Real Sociedad (2-0) en la ida de semifinales de Copa del Rey, en un partido disputado en un frío y prácticamente vacío Camp Nou que vio cómo su equipo coge la iniciativa gracias a las paradas de Pinto en la primera mitad, a la falta de acierto y a un autogol donostiarra, además de por disponer de varias acciones de gol pese a no desplegar un gran fútbol.

 

Fue un partido extraño, en el que costó arrancar pese a que la Real Sociedad dispuso de su mejor ocasión nada más empezar, en un mano a mano de Griezmann con el inspirado Pinto. Poco a poco el Barça se hizo con el control, se quitó el frío de encima como pudo sin lograrlo del todo y gozó de varias oportunidades de gol, aunque solo vio portería en un tiro de Busquets y por la mala praxis de Elustondo atrás.

 

Dos manos providenciales de Pinto y otro gol a la salida de un córner permitieron al FC Barcelona ir por delante en el marcador al descanso, en una primera parte mala en cuanto a juego pero en la que se vieron muchas ocasiones de gol. A las dos de la Real Sociedad, a pies de sus cuchillos Griezmann y Vela, se sumaron muchas para los blaugranas, que tuvieron más peligro que no acierto.

 

Los del 'Tata' Martino salieron mal al Camp Nou, con un error de Mascherano que habilitó a Griezmann para el primer uno contra uno con Pinto, quizá todavía bajo la influencia del mal partido realizado el sábado ante el Valencia. El sábado, cuando una mala segunda parte echó del partido a los blaugranas, lamentó el técnico argentino no 'pisar' al rival cuando se pudo, y parecido fue lo visto este miércoles ante los 'txuri urdin'.

 

Pese a no poder jugar cómodos, los blaugranas tuvieron opciones, como un remate cruzado de Pedro en el minuto cinco, una excelente doble oportunidad para Cesc y Alexis que fallaron sendos goles cantados, o también las que protagonizó un Messi que obligó a lucirse a Zubikarai, muy bien excepto en un gol contra el que nada pudo hacer.

 

Busquets remató un centro-chut de Pedro de primeras y con la zurda la colocó en el fondo de la red. El gol llegó poco después de que Messi enviara una falta directa al larguero, cerca de la cruceta, y solo un minuto después de la jugada clave; Pinto salvó el gol de Vela tras un contraataque en el que el mexicano llegó tras un largo sprint, y forzado por el marcaje de Mascherano, que entorpeció su disparo y pudo cometer penalti (que hubiera sido segunda amarilla y expulsión).

 

Fruto del gol, y de esta acción entre Mascherano y Vela, los donostiarras protestaron y ello le costó una roja directa a Iñigo Martínez, que dejó a sus compañeros con diez jugadores y un gol en contra con toda la segunda parte por jugar. Por ello, Arrasate cambió a un 4-4-1 con Griezmann como extremo zurdo y Vela solo en punta.

 

La segunda parte no tuvo más color que el blaugrana. La Real Sociedad no tuvo ocasiones, no pudo poner el susto en el cuerpo a los barcelonistas como en los primeros 45 minutos y es que apenas tuvo el balón, ni contraataques para intentar obtener un premio que hubiera sido merecido visto lo sucedido hasta el momento.

 

Por contra, y en una jugada de mala suerte que fue hasta cómica, excepto para los implicados Gorka Elustondo y Eñaut Zubikarai, llegó el segundo gol blaugrana. En un gran pase al espacio de Cesc para Alexis, el chileno remató cruzado al palo y llegó la incomprensible acción de Elustondo. El zaguero intentó rechazar la pelota pero, en vez de hacerlo a la banda o salir con el balón jugado, estampó el balón en Zubikarai que, sin esperárselo, introdujo por inercia el balón en propia puerta.

 

Tras este error y consiguiente regalo, la Real desapareció del partido del todo, se quedó sin ánimos para ir arriba y sin fuerzas, intentando amarrar el 2-0 y por lo menos tener ciertas esperanzadas para la vuelta, donde se espera una Anoeta llena y con ánimos de remontada, un escenario muy alejado de los escasos 38.000 espectadores que fueron al Camp Nou esta noche, y que crearon un ambiente frío y enrarecido.

 

Lo más destacado de la Real Sociedad en la segunda parte, más allá de la mala suerte en el segundo gol y alejado de lo deportivo, fue el debut de Sergio Canales como 'txuri urdin'. El exvalencianista, fichaje de este mercado de invierno, jugó sus primeros minutos a las órdenes de Jagoba Arrasate, aunque pasó desapercibido.

 

No pudo hacer nada el cántabro, que se metió en el centro del campo a intentar brindar balones a Griezmann primero y al suizo Haris Seferovic después, aunque no tuvo oportunidad de hacerlo pues la pólvora del '8' sigue siendo inofensiva. El Barça gozó de alguna otra ocasión de ampliar el marcador y sentenciar la eliminatoria, pero Xavi y Pedro no vieron portería y dieron opción a Zubikarai de confirmar su buen partido pese a verse en la lista de goleadores contra su voluntad.