El Banco de España afirma que la "tendencia de mejoría" se ha prolongado en el cuarto trimestre

El Banco de España ha afirmado que la información más reciente apunta, en su conjunto, a la prolongación al inicio del cuarto trimestre de "la tendencia a la mejoría de la actividad".

En su Boletín Económico de noviembre, la autoridad monetaria destaca que los indicadores disponibles del consumo privado prolongaron en octubre el dinamismo del tercer trimestre. En relación con el consumo privado, destaca que las matriculaciones de vehículos particulares, apoyadas por el plan PIVE-3, mantuvieron su dinamismo del tercer trimestre, mientras que las ventas interiores no financieras de las grandes empresas y el índice de comercio al por menor repuntaron en el periodo julio-septiembre.

 

El instituto emisor indica, por su parte, que la información referida a la inversión en bienes de equipo arroja señales "contrapuestas", con una mejora de los indicadores cuantitativos y un registro "más débil" de los cualitativos. Entre los primeros, destacan las matriculaciones de vehículos de carga, que intensificaron en octubre su avance intermensual, y el repunte del índice de la producción de la industria de bienes equipo.

 

Entre los indicadores cualitativos, en cambio, la Encuesta de Coyuntura Industrial del mes de octubre mostró un "cierto empeoramiento" del clima industrial en el sector productos de bienes de equipo, al tiempo que la encuesta trimestral de la Comisión Europea realizada a los empresarios manufactureros reflejó un descenso en la utilización de la capacidad productiva al inicio del cuarto trimestre.

 

SE MODERA LA CAÍDA DE LA CONSTRUCCIÓN.

 

En el caso de la inversión en construcción, el Banco de España apunta que los indicadores publicados muestran una "moderación de la tónica contractiva" del primer semestre del año, si bien afirma que los visados de obra nueva de inversión residencial retrocedieron "notablemente" en agosto.

 

En cuanto a la demanda exterior, el Banco de España indica que los flujos reales de comercio exterior de bienes recobraron "un tono más expansivo", tras la debilidad mostrada en julio y agosto, y resalta la "fortaleza" de las compras de bienes de equipo y de bienes de consumo.

 

Esta mejora del entorno internacional también se refleja en las exportaciones turísticas que, según el Banco de España, han consolidado el dinamismo que habían mostrado en los trimestres centrales del año, en un contexto de cierta recuperación económica de los mercados emisores tradicionales y de la continuada inestabilidad en los destinos competidores del Norte de África.

 

Por el lado de la oferta, el organismo dirigido por Luis María Linde afirma que la información relativa a la actividad industrial correspondiente al inicio del cuarto trimestre apunta, en su conjunto, a una continuación de la mejora observada en el periodo julio-septiembre, mientras que los indicadores referidos al sector servicios también reflejan una evolución algo más positiva de la actividad en los meses más recientes.

 

MEJORA DEL MERCADO LABORAL

 

En relación con el mercado laboral, el Banco de España señala que la información más reciente muestra una "mejoría significativa". Así, por un lado, las afiliaciones a la Seguridad Social crecieron en 550.000 personas en octubre (excluyendo a los cuidadores no profesionales), manteniendo la tendencia a la moderación de su ritmo interanual de descenso, hasta situarse en el -1,3%.

 

Además, indica que el número de parados registrados en el Servicio Público de Empleo Estatal experimentó una caída interanual del 0,5% en octubre, el primer descenso en esta serie desde mayo de 2007.

 

Respecto a la evolución de los salarios, el Banco de España subraya que la información sobre la negociación colectiva hasta octubre arroja incrementos de las tarifas pactadas del 0,55%, que resulta "acorde" con la recomendación para el presente año del II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva, firmado en enero de 2012.

 

En los convenios de nueva firma, indica que los salarios aumentaron un 0,4%, mostrando en este caso una mayor cobertura, en término de trabajadores afectados, que en igual periodo del año anterior, lo que podría estar reflejando, según la autoridad monetaria, los incentivos a la renegociación derivados de la finalización el pasado mes de julio del plazo de un año para la ultraactividad de los convenios colectivos no renovados.

 

En todo caso, afirma que la negociación colectiva "sigue bastante retrasada" respecto a años anteriores, según la información de la estadística de convenios, al haberse cerrado solo para algo más de 4,2 millones de asalariados entre enero y octubre (4,4 millones en los diez primeros meses del año pasado).

 

Por último, el Banco de España indica que la evolución más reciente de los balances de los distintos agentes financieros, correspondiente a septiembre, muestran una desaceleración de los pasivos de las administraciones públicas y mínimas variaciones en el ritmo de contracción de la deuda de empresas y familias.