El Baloncesto Valladolid negocia con Héctor Manzano

Héctor Manzano. TRIBUNA

El club vallisoletano está a punto de cerrar la incorporación del pívot del Melilla Baloncesto y podría incluso jugar este fin de semana.

El CB Valladolid sigue a la búsqueda y captura de un pívot que sustituya al ya desaparecido Sinanovic, operación que está a punto de fructificar. La primera opción del club morado fue la de Alfons Alzamora, del Lleida, pero enseguida se descartó al pedir el equipo catalán una compensación económica por su salida.

 

Ahora una nueva opción ha saltado a la palestra, y no es otro nombre que es de Héctor Manzano del Melilla Baloncesto que también milita en LEB. A sus 33 años, por experiencia y conocimiento de la competición, su perfil encaja como un guante en lo que desea Ricard Casas: un pívot nacional con capacidad para entrar en la rotación del equipo y que refuerce los puestos interiores, y de hecho, es posible que su fichaje se anuncie en breves y pueda incluso jugar contra el UCAM Murcia.

 

Las negociaciones llevan teniendo lugar desde este miércoles por la tarde/noche, cuando desapareció la opción de Alzamora. Ahora mismo la situación se encuentra en el punto de pulir un par de detalles con el Melilla, pero si todo marcha como debe será anunciado en breve.

 

Manzano (8 de agosto del 80), mide 2,07 y pesa 100 kilos y se trata de un gran jugador de esos que puede realizar varias tareas dentro del equipo. Tiros de media distancia, triples y rebotes no se le hacen complicados y marca buenos porcentajes. Antes de desembarcar en Melilla, cosa que hizo en 2011, militó con corta estancia en el Granada, Lleida Básquet, Xacobeo BluSens, Basket Vic o La Palma, entre otros.