El Ayuntamiento de Valladolid defiende que las obras de la Catedral “son para restaurar las torres, no solo para el ascensor”

Imagen de la Catedral de Valladolid. / Foto: TRIBUNA

La concejala Mercedes Cantalapiedra asegura que “a los ciudadanos no les va costar ni un euro”, ya que “el dinero proviene de la Dirección General de Patrimonio, de empresas de la ciudad y de la Junta”.

Este lunes la concejala de Turismo, Comercio y Cultura del Ayuntamiento de Valladolid, Mercedes Cantalapiedra, ha querido aclarar el tema de las obras que van a iniciarse esta semana en las torres de la Catedral, motivo que ha llevado hecho alzar la voz a la oposición argumentando que el dinero debería dedicarse a otros fines que no sean un ascensor, tal y como hizo ver este pasado sábado el PSOE.

 

Cantalapiedra ha comenzado explicando que el término de ‘obras del ascensor de la Catedral’ no es el adecuado, ya que no solo se pretende instalar dicho elemento, para continuar aclarando que a los ciudadanos no les va a costar “ni un euro”.

 

“Ese dinero no proviene directamente de las arcas municipales”, ha comenzado. “Cuando se habla de las obras del ascensor se trata de un término equivocado. Estas obras pretenden recuperar las torres de la catedral, así que se trata de algo mucho más amplio. Parte de ese dinero viene de la Dirección General de Patrimonio y la otra parte viene de un convenio donde algunas empresas de la ciudad deciden entregar el 1% de sus beneficios para recuperar la Catedral y su entorno”, ha argumentado Cantalapiedra, asegurando que a la ciudadanía no le supondrá ningún coste a mayores.

 

La concejala ha abordado entonces los términos del polémico ascensor. “A mayores se ha decidido que ya que se va a hacer eso, se pondrá el ascensor. Presumimos de ciudad accesible y esa es una de nuestras líneas de trabajo. Muchas personas con problemas de accesibilidad podrán ver esta restauración”, ha seguido, para después criticar “a los grupos minoritarios que pro medio de la fuerza quieren reventar la democracia de cada ciudad” ya que “ellos siempre solicitan trabajo y de esta manera se va a crear”.

 

En principio, “de diez a doce trabajadores” llevarán a cabo la obra, “más luego otra persona obtendrá un empleo al hacer guía”.

 

PRESUPUESTO

 

Acto seguido, Cantalapiedra ha pasado a desgranar el presupuesto de la obra. “Por un lado se firma un convenio entre la Junta de Castilla y León, es decir, la Dirección general de patrimonio, la Asociación de Amigos de la Catedral y el propio Ayuntamiento. Esos fondos se ingresan en una cuenta de Amigos de la Catedral para sacar concurso y empezar así las obras de la primera de las dos torres, ha asegurado.

 

“En la otra, las obras las hace directamente la Junta con un presupuesto de 300.000 euros. De esta manera a nosotros nos queda un colchón que sobra del convenio, porque no se ha gastado todo, pero hay que decidir en qué se invierte ahora. En todo caso siempre será en algo referente a la Catedral”, ha seguido la concejala, para concluir asegurando que “si renunciásemos a ese convenio habría que devolver el dinero a esas las empresas que lo invirtieron”.

Noticias relacionadas