El Ayuntamiento asegura que en la liberalización de horarios “se ha tomado una decisión favorable para todos”

JUAN POSTIGO

León de la Riva ha afirmado que todas las partes protestan “porque a ninguno se le ha dado la razón del todo” e insiste en que se valorará la decisión tomada dentro de un año.

Una vez que parece haberse dado carpetazo definitivo a la decisión de que las grandes superficies puedan abrir en Valladolid dieciséis días festivos al año, el alcalde Javier León de la Riva ha querido valorar la resolución este viernes como “algo no salomónico, porque sino hubieran sido de veintiséis días al año, pero sí favorable para todos los afectados”.

 

A la pregunta de cómo veía que todas las partes implicadas se hayan mostrado descontentas, tales como Avadeco, los sindicatos o las propias grandes superficies, el edil ha sido claro. “Protestan porque no se ha dado la razón del todo a ninguno. Avadeco pedía que se quedara todo como estaba, los otros que se pudiera abrir siempre que se quisiera, pero al final la decisión es la que es”.

 

El máximo dirigente del Ayuntamiento, como ya explicara este jueves, declaró que “ahora toca darse un año”, hasta septiembre de 2014, para poder juzgar la decisión tomada. “La intención es que un organismo externo haga un estudio del impacto que supone este cambio. Queremos que la Facultad de Comerciantes de la Universidad sea la encargada, pero habrá que estudiarlo”.

 

“En todo caso, insisto en que esto supone la posibilidad de abrir, no la obligación de hacerlo. Los locales de menos de 300 metros cuadrados ya podían hacerlo”, ha finalizado.