Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

El Aula Cultural estará en la fase final de la Copa de la Reina en Castellón

El conjunto vallisoletano cumple su obetivo de clasificarse por vez primera en su historia para una fase final de la Copa de la Reina.

ESPORTIÚ CASTELLDEFELS 32: Andrea García (p), Anna Sancho (1), Emma Boada (7), Yael Alfaro (-), Ona Muñoz (5), Anna Manaut (6), Eva Herrero (-), Roser Esperit (-), Paula Herrero (1), Sara Gil (5), María Cadens (-), Patri Espínola (5), Silvia Lladró (p), Ana Corralles (2) y Carlona Teixidó (p).   

 

BM AULA 34: Lourdes Guerra (p), Amaia González de Garibay (7), Teresa Alvarez (1), Alicia Fernández (9), Cris Cifuentes (3), Patri Fernández (-), Isabel Calderón (3), Celia López (3), Ana Vergara (2), Ángela Nieto (-), Alicia Torres (5), Laura Muñiz (p), Ana Viloria (1), María González Niño (-) y Bea Casquero (-).

 

PARCIALES CADA CINCO MINUTOS: 2-3; 4-9, 5-12, 8-17, 12-19, 15-22 -Descanso- 17-22, 18-25, 21-26, 23-27, 25-30 y 25-29 -Final-

 

ARBITROS: Alberto Ballano y Juan Jesús Belloso, de Cataluña y Navarra respectivamente, que excluyeron a Anna Manaut (2) y  Anna Manaut por parte del Esportiú Castelldefels y a Amaia González por parte del BM Aula Cultural.


INCIDENCIAS: Partido correspondiente a los octavos de final de la Copa de la Reina    disputado en un Polideportivo Can Vinader de Castelldefels (Barcelona) que presentaba una excelente entrada con un gran número de  espectadores procedentes de Valladolid.

El BM Aula Cultural cumplió con el primero de los objetivos que se había marcado al inicio de la temporada. Ni más ni menos que clasificarse por primera vez en su historia para la fase final de la Copa de la Reina que se disputará a finales del mes de feberero en Castellón. Las vallisoletanas lo hicieron gracias a un sufrido triunfo en Castelldefels ante un conjunto local que pese a ser el colista de la División de Honor Femenina nunca dio su brazo a torcer y tuvo opciones hasta el final pese a ir casi todo el encuentro muy por detrás en el marcador.

 

Una victoria con doble importancia ya que no sólo sirve para estar entre los ocho mejores equipos del torneo del KO, sino que demuetra que la importante lesión de Cecilia Cossío, no ha supuesto un hándicap para el cuadro dirigido por Miguel Ángel Peñas. Alicia Fernández con 9 goles y Amaia González lideraron al equipo castellano y leonés con sus goles, nueve y siete respectivamente, aunque el trabajo coral de todo el equipo fue la base en la que se sustentó una victoria histórica que lleva al BM Aula a 'colarse' una vez más, entre los mejores equipos de nuestro país.

 

Pronto el BM Aula dio muestras de cuál era su objetivo, estar en la fase final de la Copa de la Reina y, por eso, las vallisoletanas no dudaron en salir en tromba en el Polideportivo Municipal Can Vinader de Castelldefels. Cuando el cronómetro del pabellón catalán señalaba diez minutos de partido, el conjunto dirigido por Miguel Ángel Peñas ya dominaba por 4 a 9. la renta de cinco goles parecía cómoda pero el cuadro visitante no se relajó ni un ápice.

 

De hecho, en el ecuador del primer acto, el Aula Cultural no sólo dominaba a su rival, sino que arrollaba literalmente a un esportiú Castelldefels que pasaba por sus peores momentos del choque. Un sólo gol de las locales en 5 minutos provocaba que el conjunto castellano y leonés se escapaba sin remedio en el marcador. El 5-12 del minuto quince dejaba a las claras quien era el mejor equipo sobre la pista. Las diferencias clsificatorias en la tabla de la Liga quedaban patentes en un encuentro que muy pronto se había puesto de cara para los intereses del CD Balonmano Aula.

 

Pese a la comodidad con la que estaba afrontando el duelo el BM Aula, el conjunto vallisoletano siguió apretando los dientes. Las defensas cada vez eran mejores y en ataque los contragolpes se anotaban con cierta facilidad. Por todo ello, parecía que iba a ser el golpe defintivo, entre otras cosas porque los diez  goles de ventaja que llegaron a adquirir las visitantes tenían pinta de ser insalvables. Sin embargo, las locales alentadas por su público sacaron fuerzas de flaqueza para reaccionar tímidamente y reducir la ventaja del Aula a seis tantos.

 

Por eso, Peñas pidió tiempo muerto. El técnico no quería sustos antes del paso por vestuarios y no les hubo.  Un último 'arreón' visitante antes del descanso provocó que el BM Aula se fuera a descansar con una cómoda renta de siete goles. Una diferencia que parecía importante de cara al final del choque.

 

Desde ese momento, el partido fue a ráfagas. Tramos donde parecía que el Esportiú Castelldefels reaccionaba y momentos en los que se venía abajo. Minutos donde el BM Aula daba su mejor imagen y otros donde la lógica relajación en su juego aparecía. Lo mejor de todo era que la ventaja obtenida por las vallisoletanas en el primer acto no cesaba.

 

Pese a todo, el equipo catalán seguía intentándolo y se llegó a una fase del partido marcada por la falta de goles de uno y otro equipo. Las defensas se imponían a los ataques y el público asistente al Polideportivo Municipal de Can Vinader disfrutaba de los goles a cuentagotas. En ese instante, el Esportiú Castelldefels metió el miedo en el cuerpo a las visitantes porque poco a poco se fue acercando en el electrónico. Sin embargo, cada vez que el conjunto local se encontraba con opciones de remontada, el cuadro valllisoletano las desbarataba a continuación.

 

La tónica era durante toda la segunda mitad salvo en los últimos cinco minutos. El Esportiú Castelldefels sabía que era su última oportunidad y se fue descaradamente a por el partido. El Aula se vio superado por el conjunto local en ese tramo final pero ya era muy tarde y el BM Aula Cultural supo admisnitrar la ventaja adquirida minutos atrás tirando de experiencia pero, sobre todo, de calidad.

 

Al final, 32 a 34 para un Aula que tuvo que sudar de lo lindo para derrocar a un Esportiú Castelldefels que nunca tiró la toalla y que luchó hasta el último suspiro por estar en la fase final de la Copa de la Reina. Un hito histórico que logran por primera vez las vallsioletanas que sumaron en tierras catalanas un triunfo de mérito que demuestra el crecimiento exponencial de este equipo.