El atropello al subir o bajar del autobús, el mayor riesgo del bus del cole

Foto: THINKSTOCK

El autobús es uno de los medios de transporte más seguros para viajar y el más utilizado por los niños para desplazarse cada día al colegio. Según datos de la Dirección General de Tráfico DGT,  el 90 por ciento de los accidentes se producen al subir o bajar del autobús, y la mayoría son atropellos por distracción.

 

 

La Dirección General de Tráfico DGT registra que, en España, un 40 por ciento de la flota privada de autobuses, cerca de 17.000 autobuses, realiza servicios de transporte escolar y el 90 por ciento de los accidentes ocurren en los momentos de subida y bajada del autobús, siendo la mayoría atropellos por distracción.

 

Conseguir que los trayectos cotidianos se hagan con garantías es el objetivo de la DGT. Y para ello es necesario que los niños conozcan cuanto antes las normas básicas de la educación vial.

 

Consejos para viajar seguros en el autobús escolar

 

Para enseñar a los niños las normas más importantes de la seguridad y educación vial, lo esencial es darles un buen ejemplo. Si tenemos que acompañar cada mañana a los niños a la parada del autobús de la ruta escolar tenemos que tener en cuenta los siguientes consejos:

 

-  Ir a la parada con tiempo suficiente

 

-  No esperar con el coche en doble fila

 

-  Salir del coche por el lado de la acera y no por el de la carretera

 

-  Mirar a ambos lados de la calle antes de cruzar

 

-  El niño debe ir siempre por el lado interior de la acera, padres o adultos acompañantes por el que da a la carretera

 

-  Utilizar siempre los pasos de cebra

 

-  Subir al autobús solo cuando está detenido

 

-  Permanecer sentado cuando el autobús está en movimiento

 

-  Ponerse siempre el cinturón de seguridad

 

-  Colocar las mochilas del colegio en los compartimentos superiores reservados a este fin

 

-  No apoyar las piernas en el asiento delantero, tratar de llevar los pies en el suelo y mantener una posición correcta

 

-  No caminar nunca por detrás del autobús

 

-  Cuando pasemos por delante de un autobús, asegurarnos de que el conductor nos ha visto

 

En el autobús del colegio, los profesores velan por la seguridad

 

 

Seguridad en el autobús escolar

 

 

La función del profesor durante los trayectos escolares es reforzar los contenidos de la educación vial, recordando tanto las normas de seguridad como los valores de respeto y convivencia. Durante el trayecto, el profesor puede recordar a los alumnos:

 

-   Dónde se encuentra el botiquín de un autobús

 

-   Cuáles son las ventanas de socorro

 

-   Dónde se localizan los extintores

 

-   Cuál es el botón de llamada de emergencia

 

La presencia de un profesor es fundamental para garantizar la seguridad en el autobús escolar, ya que si los niños alborotan y no permanecen en sus sitios, su presencia será necesaria para calmarles y así el conductor podrá centrar toda su atención en la carretera.  El profesor asegura que todos los niños viajen bien sentados y lleven puesto el cinturón de seguridad. Como dicta la ley, si el 50 por ciento de los alumnos que viajan en ese autobús escolar son menores de 12 años, siempre tiene que haber un profesora su cargo.

 

Simulacros de seguridad vial en los colegios

 

En 2014, según los datos publicados por la DGT, los autobuses escolares se vieron implicados en 29 accidentes de tráfico y, según Naciones Unidas, el 90 por ciento de esos accidentes se producen al subir o bajar del autobús cuando no ha parado por completo o cuando está a punto de arrancar. Por este motivo, conviene que te asegures de si en el centro de tu hijo se hacen simulacros de seguridad en el autobús, como se suelen hacer periódicamente en el colegio. Los niños son conscientes de que hay que salir rápido y de forma ordenada, pero del dicho al hecho hay un trecho, y por eso tienen que practicar la evacuación del autobús como practican la de las aulas.