El Atlético Valladolid suma 1.656 abonados y supera su cifra de la pasada temporada

Imagen de la campaña de abonados. TRIBUNA

En su segunda temporada de existencia el club vallisoletano aumenta su apoyo social al romper la barrera de los 1.624 abonados del pasado año.

El Atlético Valladolid sigue batiendo récords. El club vallisoletano acaba de alcanzar los 1.656 abonados, superando así la cifra de la pasada temporada, que estaba en 1.624. Un hito notable en la corta historia del Atlético Valladolid, un club joven que, poco a poco, va consolidándose en la sociedad vallisoletana.

 

A esta cifra hay que unir la de asistencia a los partidos, que en esta temporada se encuentra en 1.890 espectadores por encuentro, el promedio más alto de División de Honor Plata y uno de los mejores de todo el balonmano nacional.

 

El presidente del Atlético Valladolid Recoletas, Mario Arranz, se mostró muy satisfecho con el número de aficionados que han decidido apoyar al equipo vallisoletano durante esta temporada. “Es un privilegio el contar con el apoyo que estamos teniendo durante toda esta campaña, tanto en abonados como en asistencia a los partidos. Números que nos permiten superar las cifras de la temporada pasada”, dijo. “Contamos con una afición espectacular y gracias a ellos hemos llegado a esta cifra de abonados, todos con nombre y apellidos”, recalcó el presidente del club.

 

De este modo, el Atlético Valladolid Recoletas se consolida como el club de División de Honor Plata con mayor número de abonados, incluso superando a muchos clubes de Liga Asobal y a la altura de otros con un gran seguimiento social como Ademar León, Naturhouse La Rioja o Granollers. “Aún creemos que en esta temporada hay muchos retos por delante y contar con este apoyo nos permitirá seguir avanzando”, indicó el presidente.

 

PREMIO AL ABONADO NÚMERO 1.625

 

El club ya anunció a principio de temporada que premiaría al abonado número 1.625, con el que se superaría el número total de abonados de la temporada anterior. El Atlético Valladolid tendrá una doble satisfacción ya que además de superar esta cifra, el aficionado afortunado es un niño de 8 años que juega al balonmano en el equipo alevín del BM Arroyo, su nombre es Hugo Cubero Sandoval. “Es fantástico que sea un niño porque nos ayuda a seguir trabajando en nuestro proyecto de difusión del balonmano entre los más pequeños, pilar fundamental de nuestro club, tal y como estamos haciendo con nuestro programa A jugar! y con la cantera”, dijo el presidente. No en vano, el club ha registrado en esta temporada un aumento del 20% de abonados menores de 18 años.

 

En el próximo encuentro que se dispute en Huerta del Rey, el 6 de febrero ante el BM Alcobendas, a Hugo se le regalará una camiseta oficial del equipo y a su padre, Juan Antonio Cubero, abonado número 1.626, un pack especial de vino ofrecido por el patrocinador del equipo Cuatro Rayas.

 

CONTINÚA ABIERTA LA CAMPAÑA

 

Por otro lado, la campaña de abonados para la segunda vuelta continúa abierta para que cualquier aficionado se sume a la grada de Huerta del Rey. La campaña permanecerá abierta hasta el próximo 26 de febrero.

 

El club ha fijado los precios de esta campaña en: 40 euros el abono normal, 25 euros el abono especial (desempleados, jubilados, universitarios, discapacitados y federados. Se deberá acreditar su condición en cada caso) y 15 euros el abono para menores de 18 años (la entrada es gratuita para los menores de 6 años siempre que no ocupen asiento). El abono no incluye una posible fase de ascenso, solo los partidos de la fase regular.

 

Los abonos pueden obtenerse en la oficina del club en el Pabellón Huerta del Rey, de 9.30 a 13.30 horas, de lunes a viernes, y hasta el 26 de febrero.