El Atlético de Madrid ficha a David Villa

David Villa, nuevo jugador del Atlético de Madrid

Por un máximo de 5,1 millones. 

El FC Barcelona ha anunciado este lunes un principio de acuerdo con el Atlético de Madrid para traspasar a David Villa al club rojiblanco por un máximo de 5,1 millones de euros, reservándose el 50 por ciento de un futuro traspaso.

 

La operación está cifrada en un máximo de 5,1 millones de euros, repartidos en 2,1 millones esta temporada, 2 millones más si el jugador pertenece al Atlético de Madrid la temporada 2014/15 y otro millón si alarga su contrato hasta la temporada 2015/16. Además, el Barça se reserva un 50 por ciento de los derechos sobre un futuro traspaso del jugador, según informó el club azulgrana.

 

 De esta forma, el Atlético de Madrid culmina el fichaje de un delantero que tan prioritario se había convertido tras la marcha de Radamel Falcao al AS Mónaco. El propio entrenador rojiblanco, Diego Pablo Simeone, había mostrado su inquietud por la falta de fichajes, pese a las contrataciones de Leo Baptistao y José María Giménez.

 

Inicialmente, el Atlético de Madrid intentó la contratación de Álvaro Negredo, tal y como confirmó el propio presidente del Sevilla, José María del Nido, pero las exigencias del club andaluz desbarataron la posible operación.

 

Finalmente el elegido ha sido Villa, una opción más económica a la vista de las cifras desveladas por el club catalán, al que el asturiano llegó a Barcelona en el verano de 2010 procedente del Valencia. El delantero ha disputado un total de 119 partidos oficiales y ha conseguido un total de 48 goles con la camiseta azulgrana: 33 en la Liga Española, 8 en la Liga de Campeones, 6 en la Copa del Rey y 1 en la Supercopa de España.

 

Tras una primera etapa productiva en el Barcelona, la situación de Villa cambió radicalmente cuando se fracturó la tibia izquierda durante el Mundial de clubes en diciembre de 2011. Tras una larga recuperación que le apartó de la Eurocopa de Polonia y Ucrania, el 'Guaje' volvió a jugar la pasada temporada, pero nunca se convirtió en una pieza fundamental en el esquema de Tito Vilanova.

 

La llegada de Neymar al Barcelona complicaba aún más la situación en el club del atacante, quien ha optado por cambias de aires y vestir la camiseta rojiblanca, consciente de que llega a un club de Liga de Campeones y que necesita minutos para seguir contando con la confianza de Vicente del Bosque, de cara al Mundial de Brasil del próximo verano.

 

Curiosamente, uno de sus primeros partidos oficiales con la elástica rojiblanca podría producirse ante el Barça, ya que ambos equipos, como vigentes campeones de las dos competiciones nacionales, disputarán la Supercopa de España en agosto.