El 112 gestiona 90 incidentes relacionados con nevadas, desbordamiento de arroyos y caída de objetos por viento

Según han informado fuentes de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, las principales incidencias han sido objetos caídos en la vía pública, contenedores de basura volcados, ramas y troncos de árboles en carreteras y presencia de nieve en calzadas de carreteras de Ávila, de León y de Zamora.

  Por otro lado, la Agencia de Protección Civil de la Junta de Castilla y León ha avisado del riesgo de crecidas en ríos de la Comunidad en los próximos días ante la persistencia de las precipitaciones de nieve y lluvia.

 

   Según las previsiones que maneja la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), dichas precipitaciones de lluvia continuarán en los próximos días, a las que cabe la posibilidad que se una el deshielo de la nieve ya acumulada.

 

   Por su parte, la Confederación Hidrográfica del Duero ha informado de que los caudales del río Arlanza a su paso por las provincias de Burgos y Palencia han alcanzado ya los niveles de alarma. En consecuencia, se recomienda a la población que extreme las medidas de precaución en aquellas zonas que se encuentren próximas a cursos de agua, como pueden ser ríos, arroyos, lagos o embalses, y evitar la práctica de actividades al aire libre, en la medida de lo posible, en ellas.

 

   Además, las mismas fuentes han sugerido revisar periódicamente el tejado y las bajadas de agua de las viviendas, y eliminar toda acumulación de escombros, hojas o tierra que puedan obstaculizar el paso del agua al alcantarillado o cuneta próxima a su vivienda.

 

   Conviene, asimismo, tener preparada una linterna y dispositivos de comunicación portátiles para mantenerse informado, como pueden ser radios o teléfonos móviles. Finalmente, hay que cerciorarse de que la vivienda no se encuentra en un cauce seco por el que pueda pasar una riada.

 

   En espacios al aire libre, es recomendable alejarse de las orillas y los cauces de ríos y barrancos, de torrentes y de sus puentes. Si se circula en un vehículo, no estacionar a la orilla de ríos, cauces de barrancos, torrentes y sus puentes, y no cruzar vados de cursos de agua.