Dos detenidos en Valladolid, por el robo de joyas y receptación de las mismas

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un varón con iniciales P.E.V.U, de 45 años como presunto autor de dos robos con fuerza y otro de tenencia ilícita de armas, así como a J.A.G.A., de 41, con un antecedente, por un presunto delito de receptación, según informaron fuentes policiales.

La investigación se inició a raíz de la denuncia de una mujer que manifestó que le habían robado joyas, diversos efectos y 1.500 euros de dinero en metálico del domicilio de sus padres y del de su abuela.

 

Los agentes sospecharon de personas cercanas a la familia, ya que el acceso a las viviendas se realizó sin violencia. Una vez avanzaron las investigaciones, el principal sospechoso pasó a ser la expareja sentimental de la denunciante.

 

El pasado 2 de octubre J.A.G.A, amigo de P.E.V.U, vendió en un establecimiento de Valladolid diversas piezas de oro entre las que se encontraba un colgante con una inscripción idéntica a la de una de las joyas que fueron denunciadas como sustraídas. Tras mostrarle varias fotografías de las joyas vendidas, la denunciante reconoció todas ellas como de su propiedad.

 

Tras diversas gestiones de investigación, el pasado 20 de octubre se procedió a la detención de J.A.G.A. acusado inicialmente de la autoría de los robos en domicilio. Este confirmó que, efectivamente, había vendido las joyas presuntamente robadas, las cuales se las había entregado previamente el otro detenido.

 

Ese mismo día se detuvo a P.E.V.U. como presunto autor de los dos robos, y se solicitó al Juzgado que entendía de los hechos autorización para la entrada y registro de su vivienda, la cual fue concedida y realizada en el transcurso de esa jornada.

 

En el registro domiciliario se hallaron una granada de mano, tres armas de fuego largas y una pistola y numerosa cartuchería, lo que motivó la intervención de todas las armas y que se le imputara también un presunto delito de tenencia ilícita de armas.

 

También fueron intervenidos numerosos objetos, entre los que se encontraban antigüedades, dinero y los discos duros, que fueron reconocidos y entregados a sus legítimos propietarios.

 

La autoridad judicial decretó libertad con cargos de P.E.V.U., y J.A.G.A. quedó en libertad con cargos en dependencias policiales tras tomarle declaración.

 

La detención la realizaron agentes del Grupo 6º de la Comisaría de Delicias, pertenecientes a la Comisaría Provincial de Valladolid.