Detienen a un pedófilo gracias al 'poder' de Google sobre nuestros correos

Un hombre ha sido detenido en Houston (Estados Unidos) por poseer imágenes de niños con claro contenido sexual después de que Google las detectara en su correo electrónico y diera aviso a las autoridades pertinentes, un hecho que ha reavivado el debate sobre la privacidad.

El gigante de Internet examina el contenido almacenado por los usuarios de su servicio de correo electrónico Gmail mediante un algoritmo en busca de una serie de coincidencias con su base de datos. En una de estas revisiones, Google encontró material sospechoso en un correo determinado que el detenido compartió con otra persona y alertó al National Center for Missing and Exploited Children (el Centro Nacional para Niños Desaparecidos y Explotados).

 

"Lo guardaba dentro de su email. Yo no puedo ver esa información, no puedo ver esa fotografía, pero Google sí", ha explicado el detective David Nettles del departamento de Crímenes en Internet contra Niños a Channel 11. Gracias al aviso de Google, pudieron abrir una investigación y acceder a otros dispositivos pertenecientes al detenido que mostraron que poseía más material. Es más, se trataba de un hombre fichado por delitos sexuales a menores y que, incluso, ya había sido condenado por ello.

 

El hecho de que Google haya escaneado el contenido de los correos electrónicos de los usuarios de Gmail es objeto de controversia y este hecho no merma el debate, como ha comentado Business Insider. Si bien se entiende que en casos como este el examen está justificado, pues contribuye a la lucha contra la pornografía infantil y el abuso a menores, un tema con el que Google está comprometido, en otros, se cuestiona gravemente el poder que el gigante de Internet tiene sobre la privacidad de las personas.