De los 21 detenidos, doce son de Riazor Blues, seis del Frente Atlético, dos de los Bukaneros y uno del Alcorcón

Los enfrentamientos entre aficionados previos al partido entre el Atlético de Madrid y el Deportivo de La Coruña se han saldado hasta el momento con 21 detenidos, doce de ellos de la peña de los Riazor Blues, seis del Frente Atlético, dos de los Bukaneros y uno del Alcorcón, así como con un total de 90 personas identificadas.

Así lo han manifestado el secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, y el presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal, tras la reunión urgente de la Comisión Nacional contra la Violencia celebrada en el CSD debido a estos incidentes y la muerte del aficionado del Deportivo.

Sobre el relato de los hechos, han informado de que a las 8.50 horas se recibieron sendas llamadas al 112 y 091 alertando de que aficionados con la cabeza rapada y camisetas del Deportivo iban armados con palos y estaban provocando incidentes en el entorno de Madrid Río, cerca del Vicente Calderón, en los que se vieron involucradas 200 personas.

Entre los objetos que se han incautado figuran una navaja, dos petardos, una bengala, dos tacos de madera, dos guías de madera roja de dos metros, seis palos, un tubo de PVC, diez de aluminio y uno niquelado.

"La voluntad de quienes se enfrentaron era generar violencia y nada tenía que ver esto con el acontecimiento deportivo. Nuestro ordenamiento jurídico es suficientemente riguroso como para imponer sanciones a los que generan esa violencia o incitan a ella", ha subrayado Martínez.

"El resultado es que se trata de unos hechos excepcionales, pero de extrema gravedad. Todavía se puede mejorar en ese compromiso de proporcionar al deporte de mayor seguridad y eliminar a los hinchas violentos que llevan a cabo comportamientos que nada tiene que ver con el deporte y expulsarlos de la vida deportiva de una forma total, definitiva y rotunda. Para ello vamos a trabajar con una respuesta más clara y contundente", ha añadido.

Por su parte, Cardenal ha destacado que se han hecho propuestas constructivas que han contado con el consenso de todos, y que los responsables del Atlético y Deportivo les trasladaron su "absoluta convicción" de que desconocían que entre sus respectivas aficiones existiera un grado de enfrentamiento de esa naturaleza.

"No existía animadversión o enfrentamiento conocido como para la declaración del partido como de alto riesgo", ha justificado Cardenal, que avanzó que el próximo jueves 4 (12.30 horas) se celebrará una reunión conjunta de la Comisión Delegada de la RFEF y la Asamblea de la LFP para estudiar posibles propuestas.