Cuidate el pelo: 6 trucos contra el envejecimiento capilar

Para mantener nuestro pelo con un buen aspecto a medida que cumplimos años se necesita prestarle una especial atención. Los productos de coloración, los fármacos o la dieta tienen un importante papel en la salud de nuestro cabello.

 

Con el tiempo, las fibras se vuelven más finas y comienzan a caer y ya no se regeneran. Las células de pigmento dejan de producirlo en las cantidades necesarias. Las hormonas que ayudan a estimular las fibras de los folículos disminuyen. Además, también se producen daños debido al uso de productos químicos en el caso de los tintes de pelo.

 

Según señala la dermatóloga Wilma Bergfeld de la Clínica Cleveland de Estados Unidos desde la web de la institución, se pueden seguir una serie de pasos para combatir estos cambios naturales asociados al paso de los años. "Puedes hacer mucho para fortalecer y reparar tu cabello para que luzca más brillante y con volumen", apunta la especialista. A continuación Bergfeld propone los siguientes consejos para el pelo, sea cual sea nuestra edad:

 

1. Lávalo con menos frecuencia

 

No utilices en exceso el champú aunque se puede lavar el pelo un par de veces por semana. Utiliza el tipo de champú que mejor se adapte a tu tipo de pelo sea seco, graso, grueso o fino.

 

2. No olvides utilizar acondicionadores y voluminizadores

 

Son una parte importante del conjunto. Funcionan como un complemento para fortalecer el cabello, proporcionando más volumen por fibra. También cambian la carga electroestática con lo que consiguen que las fibras permanezcan separadas entre sí y que tu pelo tenga más volumen visual.

 

3. Si tiñes tu pelo, utiliza los productos adecuados

 

Asegúrate de proteger tu pelo con champús o acondicionadores que estén dirigidos a cabello tratado con color.

 

4. Sigue una dieta completa

 

Es importante ser consciente de que se come lo suficiente de forma global. "A medida que cumplimos años comenzamos a comer raciones más pequeñas porque los niveles de gusto disminuyen y se adquieren deficiencias nutricionales", señala la doctora Bergfeld. "Por lo general, cuando una persona dice seguir una dieta sana en realidad sigue una dieta restrictiva", apunta la dermatóloga.

 

5. No te saltes las proteínas

 

La doctora Bergfeld sugiere que las mujeres coman un poco de carne roja baja en grasa dos veces a la semana. "Esto cubre las proteínas y otros nutrientes vitales. Además, con la edad, aparece de forma sutil la enfermedad tiroidea. Los pacientes se sienten un poco cansados y piensan que se hacen mayores pero en realidad tienen una suave anemia de los almacenes de hierro", explica la dermatóloga.

 

6. Comprueba tu medicación con el médico

 

Habla con tu médico sobre qué medicamentos pueden estar afectando a tu cabello y pídele consejo sobre cómo contrarrestar los efectos negativos. Algunos fármacos para trastornos como la enfermedad cardiaca o para la disminución de lípidos pueden producir una caída de las fibras más finas, señala Bergfeld. Además, cuando las mujeres dejan de tomar los fármacos de reemplazo hormonal podría producirse una pérdida de pelo abundante.

 

"Nadie a los 60 o los 70 años tiene el mismo pelo que tenía a los 15. Por esto es importante cuidar del cabello a medida que envejecemos", concluye Bergfeld.