Cuatro Rayas factura más de 20 millones de euros en 2013 con un aumento del 4,24% respecto al año anterior

La bodega vallisoletana Cuatro Rayas ha facturado durante el año 2013 20,8 millones de euros, lo que representa un aumento del 4,24 por ciento respecto ejercicio anterior.

   

Asimismo, la bodega, según las mismas fuentes, ha incrementado un 13 por ciento su facturación en el apartado de comercio internacional, con un montante total de las operaciones realizadas en los mercados exteriores valoradas en 2,8 millones de euros.

 

Cuatro Rayas ha señalado cuenta con "gran influencia" en los mercados exteriores, donde trabaja con Japón, China, Estados Unidos, Alemania, Reino Unido, Holanda o México, entre otros. Según consta en el comunicado emitido por la bodega "la exportación es clave en la estrategia de expansión de la empresa".

 

La facturación de la firma emplazada en la localidad vallisoletana de La Seca ha evolucionado de forma ascendente, en relación con la facturación total, en más de 14 millones de euros durante la última década.

 

INNOVACIÓN Y CALIDAD

 

Cuatro Rayas elabora principalmente vinos de la variedad verdejo, que son "líderes" dentro del consumo de blancos en España y fue la única bodega de la D.O. Rueda que apostó por cultivar la variedad local de uva verdejo, lo que evitó su desaparición en la década de los años 60.

 

Pese a la "difícil situación" económica que afecta a España, en abril del pasado año, ha recordado que invirtió dos millones de euros en la primera fase de su nuevo centro de producción. Las obras de ampliación se dividen en tres fases y se llevarán a cabo en los próximos cinco años.

 

La primera fase, que ya está en marcha, se centra en la creación de un nuevo almacén de más 3.600 metros cuadrados con capacidad para unos 4.000 palés.