Condenan al Ayuntamiento a pagar 20 millones a los herederos de los terrenos del Zambrana

El presidente del PSOE, Óscar Puente, ha desmentido que el litigio sea del año 1943 y aclara que la sentencia es contra un recurso de 2013 por "la incomprensible pasividad de este Ayuntamiento".

El Ayuntamiento de Valladolid ha sido condenado, según sentencia del Juzgado Contencioso-Administrativo número 4 de la ciudad, a pagar cerca de 20 millones de euros a la Comunidad de Herederos de J. Puentes, actuales propietarios de una parcela situada junto al Centro de Menores Zambrana y al nuevo Hospital Río Hortega, como consecuencia de la negativa del Consistorio a pagar el justiprecio establecido en junio de 2012 por la Comisión Territorial de Valoración tras recurrir la familia a la figura de la expropiación por ministerio de la Ley.

  

La trayectoria administrativa de estos terrenos se remonta al año 1943, cuando el Ayuntamiento expropió esos terrenos, junto a los cuales, con el paso de los años se han construido instalaciones como el Centro de Menores Zambrana y el nuevo Hospital Del Río Hortega.

  

En 2007, al quedar esta parcela sin edificar y después de un largo proceso litigioso iniciado en 1998, los herederos obtuvieron la reversión de la parcela previo pago de una cantidad, según fuentes del Grupo Municipal de Izquierda Unida, de 4,5 millones de euros; e iniciaron una serie de escritos con el Consistorio para reclamar al mismo el cambio de la calificación de los terrenos, de suelo de sistemas generales a residencial y, finalmente, optaron por reclamar la expropiación por ministerio de la Ley.

  

La sentencia del Juzgado estima parcialmente el recurso contencioso-administrativo interpuesto por la Comunidad de Herederos contra un acuerdo de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento por el que se deniega la iniciación del expediente expropiatorio en el que la Comisión Territorial de Valoración de Valladolid fijaba el justiprecio de los terrenos en 16,77 millones de euros.

  

Así, se condena al Consistorio a abonar esta cantidad a los propietarios, así como el 5 por ciento de la cantidad -838.716 euros- en concepto de 'premio de afección' y de los intereses devengados que la sentencia eleva a 1,99 millones de euros. Con todo ello, el Ayuntamiento tendría que abonar a los demandantes un total de 19,6 millones de euros.

  

En el auto, el titular del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 4 explica que el Ayuntamiento no entendió como reclamaciones los escritos presentados por los propietarios de la parcela durante los años 2010, 2011 y 2012 para que se accediera a iniciar el expediente de expropiación.

  

De hecho, se señala que los demandantes advirtieron en esos escritos de la intención de  iniciar el expediente de expropiación por ministerio de la Ley y que, tras no obtener respuesta, elevaron el asunto a la Comisión Territorial de Valoración, que fijó el justiprecio que no fue recurrido por el Ayuntamiento de Valladolid, por lo que se trata de un acuerdo "firme".

 

Por ello, subraya, no puede denegarse con apoyo en la "imposibilidad de concurrir" en el proceso, uno de los criterios por los que la Junta de Gobierno no accedió a las pretensiones de la Comunidad de Herederos.

  

Según la sentencia, el Consistorio debería haber formulado un alegato impugnando el acuerdo de junio de 2012 que fijaba el justiprecio para lo que contaba con un plazo de unos seis meses, que finalizó el 21 de diciembre de dicho año.