Comienzan los trámites para legalizar el vertedero de residuos de Santovenia

El Boletín Oficial de la Comuniad (BOCyL) publica este miércoles la Resolución de Inicio del procedimiento de legalización del vertedero de residuos tóxicos de Santovenia, como Proyecto Regional.

La Coordinadora Antiverdetero de Santovenia de Pisuerga ha criticado este miércoles el proceso de legalización de dichas instalaciones, declaradas ilegales por el Tribunal Constitucional en junio de 2013, por parte de la Junta de Castilla y León.

 

La reacción del colectivo se produce tras comprobar que el BOCyL publica hoy la Resolución de Inicio del procedimiento de legalización como Proyecto Regional de estas instalaciones de tratamiento y eliminación de residuos peligrosos, a solicitud de la empresa Cetransa.

 

La coordinadora, a través de un comunicado recogido por Europa Press, advierte de que en estos meses la empresa ha continuado recibiendo y enterrando residuos con "completa impunidad" y ha ejecutado parcialmente unas obras de ampliación del vertedero en una cuarta parte de su superficie para las que no tenía licencia alguna, obras dirigidas a prolongar la vida útil de la instalación, que fueron denunciadas en septiembre y octubre de 2013 ante el Ayuntamiento de la localidad y la Junta de Castilla y León.

 

Como consecuencia de estas denuncias, y tras la renuncia del Ayuntamiento de Santovenia a ejercer sus competencias urbanísticas, con fecha 17 de febrero de 2014 la Junta de Castilla y León abrió un expediente sancionador a Cetransa por una infracción muy grave de la Ley de Urbanismo de Castilla y León, sancionada con una multa de 300.001 a 3.000.000 de euros, habiéndose paralizado las obras. Dicho expediente sancionador sigue su curso.

 

Con el inicio de la tramitación del Proyecto Regional, la coordinadora denuncia que se pretende legalizar las instalaciones existentes y también esta nueva ampliación del vertedero, "realizada ilegalmente" por Cetransa tras la sentencia del Constitucional.

 

No obstante, el colectivo asegura que, a pesar de haber sido anulada la Declaración de Impacto Ambiental original de la planta y el vertedero por sentencia de 2001 del Tribunal Supremo, "sorpresivamente" la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Valladolid ha eximido al proyecto de evaluación de impacto ambiental porque "se trata de legalizar instalaciones existentes, que ya contaban con sus correspondientes autorizaciones, sin que se proyecte la ejecución de nuevas construcciones ni cambios en las actividades desarrolladas". También se está omitiendo la preceptiva autorización ambiental del vertedero, y en todo caso de su ampliación.

 

En opinión de la Coordinadora Anti-Vertedero de Valladolid, es "inadmisible" que la Junta de Castilla y León pretenda legalizar la ampliación de un vertedero de residuos tóxicos saltándose las preceptivas evaluación de impacto ambiental y autorización ambiental.

 

Por otro lado, la Coordinadora recuerda que los terrenos ocupados por el vertedero están tutelados como suelo rústico con protección natural, como reconoce la documentación del propio Proyecto Regional, e insiste en la necesidad de clausurar las instalaciones para dar cumplimiento a las sentencias judiciales y preservar la salud pública y el medio ambiente.

 

La planta y el vertedero de residuos tóxicos y peligrosos de Santovenia de Pisuerga (Valladolid) iniciaron su funcionamiento hace 21 años, en junio de 1993, y desde sus inicios han acumulado numerosos incidentes como el vertido de residuos prohibidos, el vertido y la fuga de sustancias contaminantes, la irrupción de aguas subterráneas bajo el vaso del vertedero e incluso un incendio. Actualmente almacena unas 800.000 toneladas de residuos peligrosos, en su tercera parte procedentes de fuera de Castilla y León.

 

La Coordinadora Anti-Vertedero de Valladolid está integrada por Ecologistas en Acción, Facua-Consumidores en Acción, Federación de Asociaciones Vecinales e Izquierda Unida.