Comienza la fase de montaje del Telescopio Espacial James Webb, el más poderoso en el espacio

Cámara Telescopio Espacial James Webb

El gran Telescopio Espacial James Webb (JWST) ha comenzado la fase de montaje en el Centro de Vuelos Espaciales Goddard de la NASA. 

La agencia espacial estadounidense ha destacado que ya son tres los instrumentos que están listos para su unión, entre ellos una cámara de infrarrojos (NIRCam) que será el corazón del aparato y funcionará como el componente central de las imágenes que envíe.

 

Los expertos se han mostrado "muy contentos" de ver "tan cerca" el lanzamiento de este proyecto. Según han explicado, la entrega de NIRCam en Goddard pone en marcha una de las últimas fases por las que debe pasar el aparato: las pruebas de funcionamiento de cada uno de los instrumentos y su capacidad de funcionar como una unidad. "Finalización de todos los instrumentos es uno de los hitos más difíciles para una gran misión de la ciencia", ha apuntado uno de los coordinadores de esta misión, George Rieke.

JWST es la gran apuesta de la NASA, la Agencia Espacial Europea (ESA) y la Agencia Espacial Canadiense, para los próximos años. Está previsto que se lance en 2018 y, según ha señalado recientemente el administrador de la NASA, Charles Bolden, la marcha de los trabajos determinan que este plazo se cumplirá. Este gran telescopio será el que sustituya a Hubble después de 24 años de actividad.

EL TELESCOPIO MÁS PODEROSO EN EL ESPACIO

La NIRCam hará de JWST el telescopio espacial más poderoso jamás construido. Esto significa que, a través de él, se podrá mirar más profundamente en el espacio y más atrás en la vida del Universo. Con su espejo de 6,5 metros, el JWST permitirá la observación de los objetos más distantes del cosmos.

"El instrumento opera a longitudes de onda alrededor de diez veces la de la luz visible, permitiendo la búsqueda de las primeras galaxias", ha explicado Rieke. El investigador ha apuntado que con este aparato se pretenden estudiar regiones seleccionadas para encontrar candidatos a ser los "objetos más jóvenes" en el cielo.

"El instrumento también puede mirar a través de las nubes de gas y polvo que ocultan las primeras etapas del nacimiento de estrellas o planetas, de modo que proporcionará información sobre cómo se forman los sistemas planetarios alrededor de estrellas distantes y, también, cómo evolucionan", ha ñadido.