Comienza el juicio en Valladolid a los responsables del primer centro de heroína hallado en España

El director de la Policía ante el hallazgo del primer centro de elaboración de heroína.

Entre los nueve procesados figura una hija de José Luis Charlín, hermano del patriarca del 'clan de los Charlines' El conjunto de las penas suma más de 94 años de prisión y el importe de las multas se eleva a más de 21,5 millones de euros

La Audiencia de Valladolid será escenario a partir del próximo jueves, 20 de octubre, de un nuevo macro proceso contra el tráfico de drogas, en este caso contra nueve procesados, entre ellos una hija de José Luis Charlín, hermano del patriarca del 'clan de los Charlines', que en diciembre de 2013 fueron detenidos en el transcurso de una operación que culminó con el desmantelamiento del primer centro de producción de heroína hallado en España.

 

En su escrito de calificación provisional, el fiscal solicita un conjunto de penas que suma más de 94,5 años de cárcel y multas cuya cuantía se eleva a 21.600.000 euros, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

 

La pena más dura, diecisiete años y ocho meses de prisión es la solicitada para Carlos P.H, mientras que Félix T.S, Roberto S.R., Hasan H.Y, su hijo Sedar Y. y Nelly G.G.A se enfrentan a diez años y medio, y en todos los casos al pago de multas por importe de 2.900.000 euros cada uno. Otros tres de los procesados, María Yolanda C.M, Walter V.R. y Víctor R.D.P. podrían ser condenados cada uno a ocho años y al pago de multas por valor de 1.400.000 euros.

 

La operación, derivada de la que venía realizando la Udyco, en coordinación con el Greco de Pontevedra y supervisada por el Juzgado de Instrucción número 1 de Villagarcía de Arousa, se inició en 2013 tras conocer la policía que uno de los principales procesados, Carlos P.H, concibió en noviembre de ese año la idea de instalar en Valladolid un laboratorio donde elaborar heroína.

 

El investigado contactó para ello con Félix T.S. ('Rifle') y el turco Hasan H.Y. ('Dimitri' o el 'químico'), el primero de ambos como su lugarteniente y el segundo, ayudado por su hijo Sedar, encargado de la manipulación y adulteración de la sustancia.

 

Los investigadores consiguieron ubicar el lugar donde habían instalado el centro de transformación, una vivienda unifamiliar en la localidad de Fuensaldaña (Valladolid), y desde ese momento el lugar estuvo bajo control para observar los movimientos de los responsables de la organización.

 

Ésta, además de los cuatro citados, la conformaban igualmente, siempre según la tesis del fiscal, la paraguaya Nelly G.G.A. ('Gabi'), compañera sentimental de Carlos P.H, y Roberto S.R, este último en tareas de conductor de la red.

 

Junto a ellos se sentarán también en el banquillo María Yolanda C.M, del 'clan de los Charlines'; su marido, el hondureño Walter V.R, y Víctor Manuel D.P, con quienes los primeros cerraron un acuerdo en Valladolid el 1 de diciembre de 2013 para suministrarles una partida de 6 kilos de heroína que se comprometieron a transportar el día 4 de ese mismo mes hasta la localidad gallega de Cambados, si bien el envío fue interceptado antes de que abandonara la capital del Pisuerga.

 

Ese día, los agentes detectaron movimientos en el domicilio investigado y observaron la salida de un Opel Astra del interior del inmueble por lo que, ante la posibilidad de que este coche transportara estupefacientes, fue interceptado en la VA-30, a la altura del Centro Comercial Rio Shopping, y detenido su conductor, Roberto S.R, a quien se intervinieron doce cilindros de heroína por valor de 354.000 euros ocultos, a modo de 'caleta', en el hueco habilitado normalmente para el airbag.

 

Tras su detención, a la que siguió la del resto de los procesados-el 9 de diciembre fue interceptado el grupo gallego-, la policía efectuó un registro en el chalé de Fuensaldaña, autorizado por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Villagarcía de Arousa.

 

Los agentes intervinientes desmantelaron así un laboratorio de producción de heroína y se incautaron de cerca de doce kilos de heroína, 18 kilos de morfina, 50 kilos de carbonato cálcico y otros seis de otra sustancia de corte. El valor de las sustancias ocupadas fue cifrado en 745.527 euros.

 

LA MAYOR APREHENSIÓN DE MORFINA

 

Fuentes ministeriales apuntaron entonces que nunca antes se había producido en España una aprehensión de morfina de tanta importancia. Además, la heroína intervenida se convirtió en una de las aprehensiones de este estupefaciente más importantes realizadas en 2013.

 

El centro de transformación de morfina en heroína, el primero de los de este tipo hallado en España y posiblemente en Europa occidental, se encontraba en pleno funcionamiento y en el momento de la intervención se encontró una importante cantidad de heroína, material de todo tipo para su elaboración, precursores y sustancias de corte.

 

Los datos obtenidos durante la investigación permitieron a los agentes comprobar que la organización desmantelada se encargaba directamente de obtener la morfina y las sustancias necesarias para transformarla en heroína. También se determinó que además de la producción, se encargaban de buscar a proveedores de heroína por el resto de provincias españolas.

 

La operación fue desarrollada por agentes de la Udyco Central adscrita a la Comisaría General de Policía Judicial (Greco Galicia, Secciones segunda, tercera y cuarta de la Brigada Central de Estupefacientes) y la Brigada de Estupefacientes de Valladolid.