Cientos de vallisoletanos se solidarizan en un rastrillo benéfico contra el ELA

Uno de los puestos del rastrillo benéfico contra el ELA. JUAN POSTIGO

Fuentes de la Asociación Europea Contra la Leucodistrofia en España, organizadora del mercado que dura sábado y domingo, esperan recaudar 4.000 euros.

¿Recuerdan la leucodistrofia degenerativa? ¿No? ¿Y si hablamos de ello como el ELA, aquella enfermedad que degenera poco a poco el cuerpo humano y que llevó a miles de personas a solidarizarse hace no muchos meses echándose encima cubos de agua? Más fácil de recordad, ¿verdad? Pues quien también ha querido recordárselo a los vallisoletanos este fin de semana ha sido la Asociación Europea Contra la Leucodistrofia en España, que se ha puesto manos a la obra en la ciudad.

 

Y es que durante sábado y domingo tiene lugar el II Rastrillo Benéfico en el centro cultural de San Agustín, habitual epicentro de estos mercadillos solidarios, en el que se puede aprovechar para pasar un buen rato y, de paso, demostrar que Valladolid sí es solidaria. No había más que darse un paseo por allí para comprobarlo.

 

Cientos de personas, tan solo este sábado, se dejaron ver alrededor de los puestos en los que se vendía de todo con la intención de dar un pasito más en la erradicación del ELA. Zapatillas, artículos para el hogar, vino, cuadros... Todo lo que se pudiera esperar de un mercadillo de estas características, se puede encontrar allí. De hecho, la intención pasa por alcanzar los 4.000 euros, misma cantidad que ya se recaudó hace dos años en el primer rastrillo.

 

También hubo actividades de esgrima en el rastrillo benéfico. JUAN POSTIGO

 

Ni siquiera varias caras importantes del Ayuntamiento de Valladolid quisieron perderse la ocasión de aportar su granito de arena. La atleta Mayte Martínez, ahora en la lista municipal del Partido Popular, acudió a la inauguración por la mañana, mientras que el que será investido el próximo sábado, el socialista Óscar Puente, también estuvo por los pasillos del centro cultural.

 

Desde luego había motivos para querer hacer acto de presencia, al menos para los más pequeños, que han disfrutado de actividades varias. Esgrima, exhibiciones caninas, teatro infantil, proyecciones de películas, taller de manualidades... Y este domingo, más y mejor. Todo sea por seguir en la pelea contra el ELA.