César Rincón: “Lo ocurrido en Bogotá es un buen ejemplo a seguir en Cataluña”

César Rincón analiza para TRIBUNA la novillada de El Torreo lidiada en la plaza de toros, un hierro de su propiedad. Rincón también habla de la huelga de hambre de ocho novilleros en Colombia para defender los toros en Bogotá, en la que el torero y ganadero ha sido decisivo.

El maestro César Rincón acaba de llegar de Bogotá, donde ha apoyado a esos ocho novilleros en huelga de hambre que pedían que la plaza de toros de La Santamaría de la ciudad no se cerrase. Rincón, ahora en labores de ganadero, siguió la novillada de su hierro, el Torreón, desde un burladero. Esta es la entrevista que concedía a Tribuna Valladolid.

 

¿Cómo ha visto la novillada que ha lidiado como ganadero en Valladolid?

Ha sido una novillada muy interesante. Hay que resaltar dos novillos muy buenos que han sido segundo y quinto, dos ejemplares extraordinarios. También me gustó el cuarto por su bravura; el sexto fue algo más complicado; el primero fue más simplón y el tercero es uno de esos novillos que dejo en el aire.

 

¿Se le da bien Valladolid como ganadero?

Pues sí. Afortunadamente he tenido suerte. Ya he estado en un par de ocasiones y han salido las cosas bien. Lo que uno desea es regresar y que no sea tan espaciado. Me ha ido bien en Valladolid, la gente es muy amable y cariñosa.

 

Y como torero ¿qué recuerda de esta plaza?

No fue una feria que a mí se me diera bien, pero sí recuerdo el cariño de la gente. Recuerdo un mano a mano con Joselito.

 

 

¿Cómo ha sido esas jornadas de apoyo a los novilleros en huelga de hambre en Bogotá?

Estoy muy contento porque creo que a un 90% la batalla está ganada. La labor que han hecho estos ocho novilleros ha sido un de un valor impresionante. Han despertado en nosotros un sentido de pertenencia. Yo solo fui a arroparlos. En esos diez días que he estado en Colombia se lograron cosas importantes como la declaración de la Corte Constitucional que avala una vez más los festejos taurinos en la Plaza de Toros de Santamaría y en toda Colombia.

 

¿Cuándo se podrá reabrir La Santamaría?

Ahorita está cerrada pero mañana se abrirá. El caminó está recorrido. Yo creo que tardará un poco más porque el alcalde, de forma astuta, dice que la plaza está estructuralmente delicada y ahora habrá que intentar repararla. Pero creo que es un problema menor si analizamos que nos enfrentábamos al cierre definitivo de esa y otras muchas plazas del país por la poca tolerancia.

 

¿Se podría extrapolar esta lucha a España, a lugares como Cataluña?

Tenemos que partir de la base de si nosotros queremos o no queremos. Allí ha habido un grupo de muchachos que han querido y han dicho ‘de aquí no nos van a mover porque es nuestra casa’. La tauromaquia es nuestro patrimonio, es lo que hemos heredado y la tristeza es que no vamos a dejar nada. La decisión es de todos, todos tenemos que apostar por luchar por lo nuestro.

 

¿Ve un poco desunido al estamento taurino?

Sí. Es una lástima, pero creo que lo de Bogotá es un buen ejemplo a seguir. Sobre todo el  valor que han puesto estos muchachos, porque yo al fin y al cabo lo que he hecho ha sido acompañarles, aportar mi granito de arena.