Castilla y León registró 3.376 altas de autónomos frente a 2.690 bajas en marzo

UPTA HA valorado estos datos comparándolos con la evolución de los últimos años.

Con los datos a 31 de marzo de este año el número total de autónomos dados de  alta en la Seguridad Social en la Región era de 200.493.

 

A finales de marzo el número total de altas a la Seguridad Social durante el mes fue de 3.376 trabajadores autónomos nuevos, frente a unas bajas de 2.690, por lo que el saldo positivo en este mes en la Comunidad es de 686.

 

Sin embargo, y al contrario de lo ocurrido a nivel nacional, el resultado correspondiente al primer trimestre del año sigue siendo negativo con una caída de 475 autónomos.

 

Para la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) de Castilla y León, los datos mensuales son muy positivos, si tenemos en cuenta la baja evolución que hemos conocido en estos años y puede demostrar un cambio de tendencia que podría consolidarse durante 2014.

 

Sin embargo, Armando López, secretario general de UPTA en Castilla y León, considera que “para abordar un verdadero crecimiento también hay que actuar sobre las causas del elevado número de bajas que se está produciendo”. No basta con promocionar el nuevo emprendimiento, “sino también crear las condiciones para que los autónomos tradicionales puedan mantener sus actividades económicas, para que podamos hablar realmente de recuperación”, subraya el Secretario General de UPTA en la Región.