Castilla y León registra la tasa más baja de condenados mayores de 18 años en 2012

Prisión por supuesto homicidio machista en Ourense

Castilla y León registró en 2012 la tasa más baja de condenados adultos (18 años y más) por cada mil habitantes, mientras que en el caso de menores, de entre 14 y 17, la Comunidad se situó en séptima posición.

Así se recoge en la Estadística de Condenados elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y publicada este jueves, según la cual en Castilla y León el número de penados mayores de edad el pasado año por cada mil habitantes se situó en un total de 9.625, equivalente a una tasa del 4,42, la menor en el conjunto del país y muy por debajo de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, con tasas del 38,82 y 20,94, respectivamente.

Sin embargo, en el caso de menores condenados Castilla y León, con 1.007 y una tasa del 12,2, ocupó la séptima posición, por debajo de Ceuta (45,6), Melilla (16,1), La Rioja (15), Islas Baleares (14,7), Comunidad Valenciana (12,7) y Cantabria (12,2).

Respecto del total de delitos cometidos por mayores de 18 años, 12.057 en Castilla y León, la Comunidad vuelve a ser la que registra la tasa menor, 5,5, mientras que en materia de infracciones penales entre la población de 14 a 17 años el territorio castellanoleonés contabilizó 1.564, con una tasa del 19, lo que la lleva a ocupar el octavo puesto en una clasificación que encabeza Ceuta (68,6) y que cierra la Comunidad de Madrid (9,6).