Campaña de la DGT en Valladolid con la Policía Municipal de concienciación sobre motocicletas

La Policía Municipal de Valladolid, en colaboración la Dirección General de Tráfico (DGT), pondrá en marcha una campaña destinada a la vigilancia y control de motocicletas desde este lunes y hasta el domingo  para concienciar sobre los peligros del uso de motocicletas.

  

Así, según consta en un comunicado remitido a Europa Press, los objetivos de esta iniciativa son ayudar a reducir la elevada tasa de siniestralidad de este tipo de vehículos con un control especial "más intenso y riguroso" de las motocicletas y ciclomotores de Valladolid.

 

Asimismo, concienciar a los usuarios de motocicletas y ciclomotores de su vulnerabilidad y de que "cualquier" conducta inapropiada en su conducción supondrá "potencialmente un peligro inmediato", con unos resultados "mucho más graves" que en un turismo en caso de accidentereflejado estadísticamente en su alta siniestralidad vial.

 

Por último, esta acción tratará de verificar y vigilar el cumplimiento de la normativa vigente relativa a estos tipos de vehículos, especialmente en lo referente a la obligatoriedad del uso del casco (conductor y acompañante), los excesos de velocidad y adelantamientos indebidos, el consumo de alcohol y drogas, la documentación, obligatoriedad de ITV y seguro y las placas de matrícula, silenciosos, entre otros.

 

Según datos de la Dirección General de Tráfico, el uso de la motocicleta se ha incrementado "significativamente" desde el año 2003, "especialmente" como alternativa al automóvil en los desplazamientos urbanos, con un aumento en el parque de motocicletas del 88 por ciento, frente al 19 por ciento de turismos.

 

Por otro lado, la "especial" vulnerabilidad de la motocicleta, ha hecho que desde el año 2003 el número de accidentes con víctimas en motocicleta haya pasado del 10 por ciento sobre el total al 22 por ciento en el 2012.

 

En este mismo año, los usuarios de las motocicletas participaron en el 22 por ciento del total de accidentes con víctimas, y el 73 por ciento de los accidentes con víctimas en los que se vieron implicados motocicletas se produjeron en vías urbanas, con un registro del 31 por ciento de los fallecidos, el 49 de los heridos graves y el 76 de los heridos leves.

 

CIRCULACIÓN EN CIUDAD

 

La circulación en ciudad constituye el primer escenario donde el conductor inicia la adquisición de hábitos y costumbres, que con posterioridad, se manifiestan en carretera, según las mismas fuentes.

 

Por este motivo, es "indispensable" una acción coordinada y simultánea de todos y "sin perjuicio" de la vigilancia normal que se realiza durante todo el año, y es conveniente que se "intensifique" ésta en períodos determinados.