Boadella cree que el Gobierno no debe permitir la consulta en Cataluña, en una situación "paranoica" con España

BORIS GARCÍA

El dramaturgo catalán ha explicado que no habrá marcha atrás si el Gobierno español no aplica la ley.

El dramaturgo catalán Albert Boadella considera que al Gobierno no le queda "más remedio" que impedir la consulta soberanista en Cataluña, que cree que vive una situación "paranoica" en la que cualquier cosa que se hace desde España es tomada como una "agresión".

 

Boadella se ha expresado así en el marco del Congreso sobre Nación y Nacionalismo que se celebra en la Facultad de Derecho de la Universidad de Valladolid, en cuyo marco ha pronunciado la conferencia 'El sentimiento de independencia en la sociedad y en la cultura popular: el idioma y la educación'.

 

El dramaturgo catalán, en declaraciones a los medios recogidas por Europa Press, ha explicado que no habrá marcha atrás si el Gobierno español no aplica la ley, que considera que hay que aplicar y cumplir "y a partir de ahí ver lo que se hace" y ha advertido que si el Ejecutivo central no impide la consulta "perderá toda la autoridad ante el resto de los españoles".

 

Mientras tanto, ha afirmado que no se sabe nada porque el Ejecutivo catalán "no aplica la ley, ni tan sólo en la cuestión lingüística" y dice que no cumplirá las sentencias del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña "y nadie hace nada".

 

Boadella cree que este camino puede ser irreversible, pero se pregunta hacia dónde, si hacia una secesión, por ejemplo. "Si quieren lanzarse al abismo, sabemos que en este mundo hay suicidas", ha aseverado.

 

En este marco, ha añadido que, a su juicio, hay dos generaciones educadas "en el odio a todo lo español", que cualquier cosa que se haga desde el resto de España siempre es interpretada "paranoicamente, pensando que es algo que va contra ellos", por lo tanto "el diálogo es muy difícil" y "sólo existe la aplicación de la ley" y de la Constitución, que es la que establece la igualdad entre todos los españoles.

 

SIN CONSULTA, HARÍAN UNA "PATOCHADA"

 

Por otro lado, si el Gobierno no permite la consulta, cree que en Cataluña "saldrán por la tangente, harán una semiconsulta de barrio, una patochada de esas" y después tratarán de convocar unas elecciones plebiscitarias "para demostrar que el conjunto de los partidos están por la secesión".

 

Sin embargo, ha incidido en que eso puede no resultar tan bien para el Gobierno catalán porque "a lo mejor hay una proporción demasiado alta de gente que no está por el asunto" y ha señalado que cuando un país no tiene una mayoría muy alta en casos de este tipo "pierde fuerza moral".

 

Albert Boadella ha afirmado que cualquier cosa que se hace en Cataluña "es tomada como una agresión", aunque se le regale dinero, y "cualquier gesto" por el Gobierno o los partidos es tomada como algo que va en su contra.

 

"Es una situación paranoica, la paranoia es una patología que es inventarte un enemigo que no existe", ha señalado, tras lo que ha añadido que entiende que los polacos pudieran decir que a los rusos hubiera que tenerles miedo, "pero Cataluña qué tiene contra España y contra los españoles".

 

"Es un estado paranoico, contra un paranoico qué se puede hacer, pocas cosas", ha señalado el dramaturgo, quien además considera un "desacierto" el Estado de las Autonomías porque, a su juicio, se podría haber hecho una "descentralización administrativa", en la que Cataluña habría pedido enseñar a los jóvenes la lengua catalana, que es una lengua "importante, magnífica", pero menos que la española por su relevancia en el mundo.