Barça y Madrid asedian al 'Atleti' tras verle brillar en Europa

Andrés Iniesta

La 33ª jornada de la Liga BBVA se presenta interesante este sábado con el nuevo asalto que deben protagonizar FC Barcelona y Real Madrid a un Atlético de Madrid que sigue líder y que ha cogido fuerza y brillo.

El Barça, que ya no tiene tres sino dos frentes abiertos, debe recuperarse cuanto antes del 1-0 sufrido en el Vicente Calderón que les apeó de la Liga de Campeones para ganar en Granada, en un desplazamiento complicado, y poner presión a los 'colchoneros', que jugarían el domingo en Getafe estando dos puntos por debajo de los catalanes.

Se toparán con un Granada que perdió la semana pasada en Málaga (4-1) y se dejó mucho en ese tropiezo. Era un día clave, contra un rival que pugna por la salvación, y ahora los nazaríes ven como su colchón se ha visto reducido a únicamente tres puntos, un único partido. Así que tirarán de El Arabi y de todo lo que tengan para aprovechar el momento.

Por ello, por jugar en Los Cármenes, y por no estar los jugadores en su "plenitud anímica", según el propio 'Tata' Martino, les costará a los blaugranas no pinchar en Granada. Para ganar, eso seguro, tendrán que cambiar el 'chip' y la cara que mostraron en el Calderón para mostrarse más seguros, regulares, tan letales como han demostrado ser no hace tanto.

Irán no obstante a defender esta candidatura a la Liga, competición de la que son vigentes campeones, con una defensa en cuadro. A las bajas de Víctor Valdés y de Gerard Piqué, que apura sus opciones de jugar la final de Copa el próximo miércoles, se ha sumado a última hora la de Marc Bartra por precaución, debido a unas molestias en los isquiotibiales de la pierna derecha.

Dos horas más tarde que en Granada, empezará en el Santiago Bernabéu otro partido de redención, aunque sin tan mal sabor de boca, para el Real Madrid. Los blancos reciben a la UD Almería, penúltima en la tabla, con la necesidad de ganar para olvidar el 2-0 en contra de Dortmund, aunque sin consecuencias gracias al 3-0 de la ida, y para seguir también en el tren de cabeza.

A las ausencias ya conocidas de Álvaro Arbeloa, Jesé Rodríguez y Marcelo se ha unido recientemente la de Cristiano Ronaldo, que sufre una lesión muscular en el bíceps femoral y no pudo disputar la vuelta de cuartos de final frente al Borussia Dortmund.

En el capítulo de sancionados, tanto Xabi Alonso como Dani Carvajal cumplirán ciclo de amonestaciones. En este sentido, Carlo Ancelotti ha confirmado que Illarramendi suplirá a su paisano, mientras que Nacho Fernández podría repetir la titularidad que ya disfrutó en Anoeta. Otro tropiezo les alejaría ya demasiado del título, sobre todo si el Barça vence en Granada y el Atlético no cede en Getafe, pues estarían a 6 hipotéticos puntos de los 'colchoneros' en el peor de los escenarios.

También se disputará un derbi, el Villarreal-Levante, con el 'Submarino amarillo' luchando por entrar en zona de acceso a Europa y los 'granota' a punto de lograr la permanencia matemática, e instalados en una zona cómodo de la parte media de la tabla.

El Villarreal, que llega de perder en el Calderón contra el Atlético (1-0), está a un punto de la sexta posición que defiende la Real Sociedad, aunque esa séptima plaza en la que está tendrá premio dado que la final de Copa, Madrid-Barça, asegura que el billete para la Europa League que incluye el ganar el torneo se vaya al séptimo en la Liga BBVA.

Por su parte, el Levante tiene 40 puntos que les dan tranquilidad, pero ganar significaría salvarse ya hasta en las calculadores y poder disfrutar ya de un placentero final de temporada, en que incluso una buena racha de resultados y diferentes combinaciones podrían meterles en esa lucha por Europa, donde ya fueron de la mano de JIM en 2013 hasta alcanzar los cuartos de la Europa League.

El partido que abrirá el sábado será un duelo norteño entre Celta y Real Sociedad. Los celtiñas están cada vez más cerca de la salvación y consecuentemente lejos del descenso, pero no pueden fiarse y menos ante unos 'txuri urdin' que defienden su posición europea con uñas y dientes tras perder ya el tren de la próxima 'Champions', donde probablemente vayan sus rivales y vecinos del Athletic.