Asaja rechaza el posible cierre de la Unidad Veterinaria de Mayorga porque será un retroceso para la zona

Asaja ha rechazado este lunes la posibilidad que está barajando la Consejería de Agricultura de eliminar la Unidad Veterinaria de Mayorga, ya que supondría la "puntilla" para muchas explotaciones de esta zona que atraviesan una "situación límite" como como es generalizado en el sector ganadero.

Para Asaja, la misión de la Junta es facilitar el trabajo de los ganaderos para conseguir "día a día unas explotaciones más competitivas" por lo que, según esta organización "los ganaderos son los que fijan verdaderamente población en los pueblos" y cualquier medida en su perjuicio fomentaría automáticamente "la despoblación, el retroceso de la economía en la zona norte y la eliminación de varios puestos de trabajo".

  

La Consejería de Agricultura y Ganadería ha anunciado que se seguirán "manteniendo los mismos servicios de calidad" y que los ganaderos podrán acudir a la Unidad Veterinaria de Medina de Rioseco pero los afectados se preguntan "cómo va ser esto posible si el trabajo que hacían hasta ahora dos unidades en el futuro sólo lo va hacer una".

  

Por ello, Asaja cree que el tiempo para realizar los trámites exigidos a los ganaderos "se doblará e incluso triplicará" ya que al tiempo de los desplazamientos más largos se unirá la lógica saturación del servicio en Medina de Rioseco.

  

Asimismo, la organización ha criticado la "falta de dialogo" de la Consejería de Agricultura ante esta próxima decisión ya que Asaja cree que antes de tomar decisiones "radicales" se pueden estudiar "posibles alternativas para reducir el coste del servicio" en Mayorga como por ejemplo buscar locales en esta localidad cuyo coste fuera o mínimo o cero.