Asaja advierte de nuevos robos de transformadores en El Campillo y Nueva Villa de las Torres, en Valladolid

Los responsables de Asaja en Valladolid han informado este jueves de la materialización de nuevos robos de transformadores en El Campillo y Nueva Villa de las Torres, en la comarca de Medina del Campo, por lo que la OPA ha reclamado más efectivos humanos y tecnológicos para la Guardia Civil ya que la provincia es "objetivo prioritario" de las mafias "por su abanico de vías de escape por autovía".

Según ha explicado ASAJA, en este último mes los ladrones han "centrado sus esfuerzo" en el robo de trasformadores, unos aparatos que tienen un valor más elevado que ronda entre los 300 y los 400 euros.

 

Asaja ha precisado que durante el pasado fin de semana, esta banda de profesionales ha robado y destrozado cuatro trasformadores en estos dos pueblos y ha calculado que a los agricultores les costará 24.000 euros volver a dejar su explotación como estaba "ya que la sustitución y reparación de los destrozos del robo viene costando de media entre 6.000 y 9.000 euros".

 

La OPA ha asegurado que la banda que actúa en esta comarca está formada por profesionales que tienen todo estudiado ya que los ladrones van dejando en coche a varios compañeros a una distancia prudencial en varios pueblos para más tarde recogerlos cuando ya han terminado el trabajo. El primer equipo se desplaza en un coche que transporta y recoge, mientras que el segundo ejecuta el robo y traslada el material robado hasta una distancia en el que son recogidos sin despertar sospechas, han relatado desde Asaja.

 

Para la OPA es "fundamental", dada la incidencia de estos robos en la comarca, la instalación en Valladolid de una base permanente del grupo de élite de la Guardia Civil GRS o en su defecto una Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia (USECIC). "El número de robos y afectados es lo suficientemente importante para que nuestra provincia cuente con un dispositivo especial de vigilancia y más efectivos tanto técnicos como humanos", ha reclamado el presidente de Asaja en Valladolid, Lino Rodríguez.

 

Esta organización ha considerado "extremadamente positiva" y un "paso adelante", la aprobación mañana por el Consejo de Ministros del endurecimiento del Código Penal que conllevará unas penas más duras contra los robos en el campo, "una medida reclamada largamente por Asaja y particularmente por Asaja Valladolid por medio de manifestaciones, protestas, notas en los medios, reuniones y hasta una iniciativa legislativa nacional que culminó con una reunión con el Ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón".

 

Con este cambio se aplicará el agravante de que no sólo se valorará lo sustraído, sino los daños materiales provocados y los efectos que tendrá en las actividades de la explotación para reponer lo robado.