Antolín Sanz califica de "bochornoso" lo sucedido en la Diputación y no se plantea dimitir porque "no hay razones"

El presidente del PP de Ávila, Antolín Sanz, durante la rueda de prensa.

El presidente del PP de Ávila, Antolín Sanz, ha calificado de "bochornoso" lo sucedido en el acto de constitución de la nueva corporación de la Diputación Provincial de Ávila, y ha destacado que antes de esto "existía unanimidad entre todos, los diputados y el presidente", por lo que, ha asegurado, "esto no ha sido algo improvisado y tendrá que ser valorado por la dirección regional y nacional del partido".

El presidente del PP de Ávila, Antolín Sanz, ha señalado que "en el PP hay unos estatutos y unas normas y deben ser cumplidos" y ha asegurado que "va a haber por parte de este presidente un análisis exhaustivo de lo acontecido y así lo hemos trasladado".

 

"Este presidente no va a permitir que este gran partido caiga", ha advertido Sanz, que ha continuado diciendo que "con lo de hoy habrá más firmeza que nunca, porque este es un partido preparado para ganar las próximas elecciones". El presidente del PP de Ávila ha destacado que "el gran sorprendido de lo de hoy he sido yo, porque nadie había manifestado ningún desacuerdo y han tenido la posibilidad antes de bajar a la votación en una reunión donde han firmado el acta de constitución del partido en la Diputación, con Pablo Gómez como presidente, con la papeleta con su nombre en la mano”.

 

Sanz ha asegurado que “no podemos creer lo sucedido y toda la dirección del partido seguirá trabajando por los intereses del partido en unión y en concordia, aunque hoy por unos pocos lo hayan dañado seriamente”. El PP, ha destacado, “analizará esta situación y tomará las medidas pertinentes, aunque no anticipo acontecimientos”.

 

Ante la pregunta de si se les va a expulsar del partido por esto, el presidente de los populares abulenses ha recalcado que “no se pueden agarrar a la libertad y a la democracia, porque con esta se erige la dirección del partido. Hay normas internas que se aplican consecuentemente”.

 

Sanz ha señalado además que “hasta ahora puedo garantizar que no había notado ningún movimiento interno y doy mi palabra de que nadie había trasladado lo que iba a ocurrir esta tarde”, porque, apunta, “me parieron para ir erguido y voy con la verdad por delante”. “Nadie ha dicho en ningún momento que estuviera molesto, todos han firmado la constitución del partido popular en la Diputación, y lo que más me ha dolido es que haya traspasado fronteras”, ha dicho.

 

Además, ha destacado que “soy el responsable de que se analice esta situación y se actúe en consecuencia y el Comité de Derechos y Garantías será el que tome la decisión”. “Soy una persona abochornada y dolorida”, ha dicho, porque “Pablo Gómez ha estado hablando desde el día siguiente con los diputados, no una, sino en varias ocasiones, y nadie le ha trasladado nada”.

 

“Trabajaremos para tapar este boquete”, porque, ha asegurado, “si hubiera sabido algo hubiera intentado solucionarlo” y ha destacado que “Pablo Gómez va a seguir trabajando por este partido y donde le han elegido los ciudadanos de Ávila”.

 

Finalmente ha señalado que “no me he planteado la dimisión como presidente del PP de Ávila porque no creo que haya motivos”, porque “en estos momentos difíciles hay que estar de pie y dar la cara y es lo que estoy haciendo en estos momentos que son para apretar los dientes, trasladar la información, analizar y esperar”.

 

Por su parte, el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, ha dicho de Antolín Sanz que "ante todo es mi amigo. Me ha dicho qué es lo que ha pasado y me ha dicho qué es lo que quiere de mi y yo le he dicho que tiene todo mi apoyo y respaldo y seguiremos hablando".