ANPE exige un pacto educativo y un estatuto que regule la profesión de docente

En el Día Mundial del Docente denuncian el deterioro de las condiciones sociales y laborales del profesorado.

En 1993, la UNESCO declaró el 5 de octubre Día Mundial del Docente como reconocimiento a la contribución imprescindible que aporta la docencia al desarrollo de cada individuo y al progreso social. "Este año, el Día del Docente se celebra en nuestro país con el arranque de un nuevo curso escolar marcado por la incertidumbre y la controversia de la aplicación de la LOMCE y un nuevo equipo ministerial que han adoptado una serie de medias que suponen una avance respecto a cursos precedentes, pero que resultan insuficientes ante el deterioro de las condiciones sociales y laborales del profesorado y la pérdida de puestos de trabajos en el sector docente", como aseguran desde el sindicato ANPE en una nota de prensa.

 

"Cierto es que, en el tramo final de legislatura, no hay margen para acometer ningún proyecto legislativo, pero sí se puede revertir el rumbo de la situación educativa paralizando los decretos denominados eufemísticamente de racionalización del gasto público, introduciendo mejoras en los próximos presupuestos y adoptando medidas urgentes que palien los efectos de una gestión educativa lastrada por los recortes y por la polémica ley", añaden.

 

Aún así, ANPE exige llevar a cabo, con carácter inmediato, la adopción de las siguientes medidas:

 

- Reconocimiento social de la labor docente que esté contemplado en el desarrollo reglamentario de la autoridad del profesor integrado en un Plan de Mejora de la Convivencia Escolar que también esté configurado por un programa de prevención de acoso escolar que contemple la aceleración de los protocolos de protección a las víctimas. Además de reactivar el Observatorio Estatal sobre la Convivencia Escolar.

 

- Un Pacto Educativo desde el diálogo y el consenso con la participación de toda la Comunidad educativa que permita acometer cambios en las leyes educativas dando estabilidad y calidad al sistema educativo.

 

- La creación de un libro blanco de la función docente, anunciado por el Ministro, que deber ser el punto de partida inmediato  para sentar las bases del Estatuto docente: una normativa que regule el diseño de la profesión docente desde su ingreso hasta su jubilación con la inclusión de la carrera profesional.

 

Desde ANPE demandan, además, a la sociedad en su conjunto "un esfuerzo por reconocer la importancia de la labor docente que todos los días realizan los profesionales de la educación en las aulas". ANPE asegura que "seguirá trabajando para reivindicar en todas las propuestas que contribuyan a la mejora de la calidad de la Educación y a las condiciones sociales y laborales del profesorado".