Anda…que te tenga que enseñar yo a hablar de sexo

Rosa e Iván, madre e hijo y protagonistas de este libro. R.L.

Así se titula el libro en el que Rosa Eva Rabanillo y su hijo Iván Ruiz, de 14 años,  invitan a los padres a aprender a hablar de sexo con sus hijos.

“Le dije a mi madre que mis amigos no hablaban de este tema en sus casas y decidí hacer una merienda y sacar el tema entre líneas. Me di cuenta de que no tenían ni idea". Más tarde, madre e hijo decidieron escribir un libro sobre las posibles dudas sobre sexo que tiene un niño y la forma de desenvolverse de los padres en sus respuestas.   

 

“Anda…que te tenga que enseñar yo a hablar de sexo” consta de dos partes diferenciadas. Por un lado están las preguntas de Iván y sus preocupaciones en cuanto a sus dudas sobre la sexualidad. Por otro lado, están los consejos de Rosa Eva para mostrar confianza y desenvoltura a los padres, evitando la vergüenza y el miedo a contestar. Con este libro se quiere mostrar que la naturalidad da paso a la confianza de un niño a preguntar a sus padres sobre este tema que es tabú para gran parte de la sociedad.

 

Al final parece que hemos avanzado en muchas cosas pero para otras seguimos igual. Todavía no estamos preparados para hablar. Sin embargo en este libro hay mucho dialogo. Hay que dar pie a hablar en casa y a saber responder a nuestros hijos”. Rosa Eva asegura que lo que a ellos les ha servido, a otras familias a lo mejor no, pero dan una idea para transformar a su antojo y ser capaces de orientar a sus hijos. 

 

Además, en el libro incluyen una dirección de correo electrónico (tengounadudasexual@gmail.com) en la que, por un lado, Iván atiende a los niños y “está deseando que le escriban” y Rosa Eva, por su parte, atiende a los padres para ayudarles a desenvolverse con sus hijos.

 

“¿Por qué no hablamos con nuestros padres? Porque cuando les hicimos alguna pregunta ellos se incomodaban, por lo tanto ya no volveríamos a preguntar para no incomodarlos más”. Rosa Eva asegura que eso  es lo que hay que evitar, “que en vez de que lo aprendan fuera, sea en casa donde resuelvan sus dudas”

 

Se trata, sin ninguna duda, de una iniciativa para ayudar a la sociedad. “Todavía hay mucho tabú social, y si nuestra experiencia sirve para ir rompiendo estos clichés, adelante”. Un libro diferente que ayuda ya no solo a los padres de los amigos de Iván, sino a los padres de los niños con miles de dudas sobre sexo que no saben cómo ni cuándo preguntar.